Leucemia mieloide aguda: qué es el tipo de cáncer que sufrió Celina Rucci

La actriz Celina Rucci reveló que fue diagnosticada con leucemia mieloide aguda, además confirmó que su médico le aseguró que ya no había rastros de células cancerígenas en su cuerpo.

05 de marzo, 2021 | 20.49

Celina Rucci emocionó a todos en las redes sociales hoy al develar un secreto que guardaba desde el 28 de mayo pasado. Ese día, en que el mundo estaba atento a todo lo que sucedía con el coronavirus, la actriz fue diagnosticada con leucemia mieloide aguda e inmediatamente fue internada y comenzó su tratamiento. De qué se trata este tipo de cáncer

Operación Olivos: la investigación de El Destape que sacude al macrismo

Según la misma Celina Rucci, el pasado 23 de noviembre, y luego de "seis meses de tratamientos, quimios, pinchazos y miles de pastillas" su médico le aseguró que ya no había rastros de células cancerígenas en su cuerpo. Sin embargo, la actriz aseguró que todavía no se puede cantar victoria porque "con este tipo de cáncer nunca se sabe".

¿Qué es la leucemia mieloide aguda?

Las leucemias son cánceres que se originan en las células que normalmente madurarían hacia los diferentes tipos de células sanguíneas. Se habla de "aguda" cuando el crecimiento es rápido y "crónica" cuando el crecimiento es más lento. La leucemia mieloide aguda se inicia en la médula ósea y se origina, frecuentemente, en células que se convertirían en glóbulos blancos. A menudo, esta enfermedad se desarrolla y provoca síntomas muy rápidamente.

Se trata de una enfermedad que afecta mayormente a hombres y suele ser más común en personas mayores. El único factor de riesgo demostrado para este tipo de leucemia es el tabaquismo. Las sustancias cancerígenas que se encuentran en el humo del tabaco son absorbidas por los pulmones y propagadas a través del torrente sanguíneo a muchas partes del cuerpo.

¿Qué síntomas tiene una leucemia mieloide aguda?

Entre los síntomas que presentan las personas con esta enfermedad se pueden encontrar pérdida de peso, cansancio, fiebre, sudoración nocturna y pérdida del apetito, dolor de huesos, falta de aire, piel pálida, infecciones frecuentes, hematomas que se producen con facilidad y sangrado inusual, como sangrados nasales y de encías frecuentes.

A su vez, es importante recalcar que estos síntomas frecuentemente son provocados por otras afecciones. Muchos signos de leucemia mieloide aguda son provocados por la carencia de células sanguíneas normales, ya que las células leucémicas desplazan a las células productoras de sangre normales en la médula ósea.

Tratamiento de la leucemia mieloide aguda

El tratamiento principal de la leucemia mieloide aguda es la quimioterapia, y en muchas ocasiones lo sigue un trasplante de células madre. La cirugía y la radioterapia no son los tratamientos más utilizados, pero pueden realizarse en circunstancias especiales. Según los especialistas, encontrar el cáncer de forma temprana facilita el tratamiento. Lamentablemente por el momento ninguna prueba de detección temprana ha mostrado su utilidad.

LA FERIA DE EL DESTAPE ►