Receta de matambre relleno: cómo hacerlo fácil y rico

22 de diciembre, 2021 | 11.37

Falta muy poco para Navidad, y un plato que muchos argentinos aman llevar a sus mesas navideñas es el tradicional matambre relleno. Se trata de una receta deliciosa y colorida, que puede prepararse de forma anticipada, para no complicarse demasiado la noche del 24.

Los amantes de un buen matambre de seguro se alegrarán al conocer una de las más recientes medidas del Gobierno. La Secretaría de Comercio Interior arregló con frigoríficos y supermercadistas que se dispusieran diversos cortes a menores precios para las fiestas. Entre ellos, el tan apreciado matambre.

Si este año va a ser la primera vez que hagas matambre relleno, no querrás perderte esta receta. Además de sabrosa, te va a sorprender lo fácil que es. ¡Vamos a descubrirla!

Este proyecto lo hacemos en grupo. Sostené a El Destape con un click acá. Sigamos haciendo historia.

SUSCRIBITE A EL DESTAPE

Un buen matambre

El matambre es uno de los cortes de carne más populares en Argentina. Se trata de un corte largo, plano y sin hueso del vientre de la vaca. Consiste en un músculo entero, el músculo cutáneo, el cual separa al resto de los cortes de la piel de la vaca.

Su nombre es una combinación de las palabras “matar” y “hambre”. No hay que quebrarse la cabeza para darnos cuenta que significa literalmente “matar el hambre”. Es decir, un corte ideal para quitar el hambre.

En otros países se lo conoce por distintos nombres. Por ejemplo, flank steak en Estados Unidos, falda en España, Venezuela, Perú y El Salvador, malaya en Chile y suadero en México, entre otros nombres más.

En los últimos años viene haciéndose cada vez más popular el matambre de cerdo. Muchos incluso lo prefieren, antes que al de vaca. En este caso, te traemos una sabrosa receta de matambre vacuno, un verdadero clásico navideño para chuparse los dedos.

Ingredientes

  • Un matambre vacuno, de entre 1,2 y 1,5 Kg.

  • Zanahoria, 2 unidades (200 gr).

  • Pimiento, 2 unidades (180 g).

  • Huevos, 6 unidades.

  • Queso rallado, 150 gr.

  • Jamón cocido en fetas, 200 gr.

  • Cebolla, 2 unidades.

  • Ajo 5, dientes.

  • Perejil a gusto.

  • Ají molido, 1 cucharadita. Puede reemplazarse con pimienta de Cayena.

  • Sal, cantidad necesaria.

  • Pimienta negra a gusto.

  • Mostaza 2 cucharadas (40 gr).

  • Caldo de verduras.

  • Hilo de cocina para atar.

  • Papel film de cocina para envolver.

  • Opcional: hojas de laurel.

El tiempo de preparación de esta receta es de 35 minutos.

Un matambre relleno o arrollado rinde aproximadamente 15 porciones.

Preparación

En primer lugar, vamos a preparar todos los ingredientes con los cuales rellenaremos luego el matambre. Cociná entonces 4 huevos en agua con sal por unos 10 o 12 minutos. Cortá las zanahorias y los pimientos en bastones finos, de un tamaño similar.

En el siguiente paso, tenés que picar las cebollas. Debés rehogarlas en aceite hasta que se transparenten, saltéandolas durante unos 10 minutos aproximadamente.

Ahora llegó el momento de preparar la carne. Para esto vas a estirar el matambre y retirarle la grasa. ¿Cómo podés hacerlo? Utilizá una cuchilla bien afilada y quitale toda la grasa al matambre. Podés ayudarte tirando de la grasa, pero con mucho cuidado de no romper o rasgar la carne. 

Cortale las puntas dándole una forma más rectangular, pero sin desperdiciar. Esto es apenas para que sea fácil de enrollar y llevar a la olla. No tires las partes de las puntas que cortaste, porque se pueden usar también como parte del relleno. 

Colocá el matambre sobre papel film. Condimentá la parte interna de la carne con sal, pimienta negra y ají molido o pimienta de Cayena. Si no te gustan los platos picantes, podés obviar el ají. Agregá dos o tres dientes de ajo picado y, por último, perejil picado.

En un bol mezclá los dos huevos restantes con la mostaza, el queso y la cebolla ya rehogada. Podés ponerle un poco de ajo y perejil a este preparado. Luego vas a cubrir el matambre con esta mezcla. Encima tenés que colocar las fetas de jamón y los bastones de zanahorias y pimientos. En la base poné los huevos cocidos enteros.

Cómo armar el matambre relleno

Una vez que tenemos todos los ingredientes del relleno sobre la carne, es  hora de enrollar para dejar armado tu matambre relleno. Para esto, vas a comenzar enrollando desde el extremo en donde colocaste los huevos.

Lo ideal es que cubras por completo los huevos y luego sigas enrollando. Este paso, además de distribuir uniformemente el relleno, le va a dar una apariencia muy vistosa a las fetas del matambre al momento de servirlas.

Tenés que continuar enrollando, haciendo una leve presión en cada giro para que el relleno se mantenga firme y no se desarme. Luego doblá los extremos más cortos del matambre hacia adentro. Esto también ayudará a que el relleno quede mejor contenido. Una vez enrollado el matambre, hay que cubrir con el film.

El paso siguiente es cubrir con una segunda capa de film. Esto se hace para asegurarte de que el matambre no se abra mientras dure la cocción.

El último paso que hay que llevar a cabo es bridar la carne.

¿Cómo se puede brindar el matambre?

Ahora te lo explicamos.

El procedimiento es muy simple. Primero tomá el hilo y atá la punta del matambre, ajustalo y hacé un nudo.

Sin cortar el hilo, hacé un lazo en la mano. Podés ampliarlo simplemente abriendo los dedos. Pasá el matambre por dentro de ese lazo y ajustá. Tenés que repetir este paso hasta completar todo el matambre, dejando una separación de aproximadamente 5 cm entre lazo y lazo.

El siguiente paso consiste en girar el matambre y pasar el hilo por cada lazo, haciendo un rulo en cada uno de ellos. Cuando llegues hasta el otro extremo, hacé otro nudo y cortá el hilo. De esta manera, vas a asegurarte de que tu matambre relleno mantenga su forma durante la cocción.

Llevá el matambre a una olla o cacerola grande con agua, sal y caldo de verduras. Si querés, podés agregar al agua unas 3 o 4 hojas de laurel. Empezá a cocinar a fuego fuerte. Una vez que hierva el agua, tenés que bajar la hornalla a fuego medio.

Cociná el matambre con la olla tapada durante unas 2 o 3 horas. Este tiempo depende del grosor del matambre. A mitad del tiempo de cocción, tenés que darlo vuelta. 

Es muy importante que conserves el nivel de agua en la cocción. Es decir, que el agua siempre tape el matambre. Si se evapora y no cubre la carne, agregá más agua. Debe ser siempre agua caliente, para que no se corte la cocción.

Cómo servir el matambre relleno

Una vez que el matambre esté cocido, dejalo enfriar dentro de la misma cacerola o en una tabla o fuente. Luego llevalo a la heladera poniéndole peso encima. De esta manera, va a quedar bien compacto y no se desarmará luego al cortarlo.

El matambre ya está listo para comer en ese momento. Aunque, de ser posible, dejalo en la heladera durante todo un día. Luego retirá el hilo y ya podés cortarlo para servir.

Tips y recomendaciones sobre el matambre relleno

Un consejo importante es que el matambre se enrolla siempre en el sentido de la fibra. Es decir, a lo largo y no a lo ancho.

Otro secreto es poner la grasa del lado de adentro, donde va el relleno, para que se amalgame con todo lo que le pongas. Si en lugar de cocinarlo en la olla, hacés matambre al horno, va al revés.

Los huevos duros se pueden poner enteros. Aunque muchos optan por quitarles ambos extremos y ponerlos uno detrás de otro para que no se desarme el matambre relleno. También podés rallar los huevos cocidos sobre el resto del relleno.

Algunas recetas llevan como agregado en el relleno gelatina sin sabor en polvo. Otras van con pan rallado. Ambas opciones buscan que el relleno quede bien compacto y se completen los espacios que quedan entre los vegetales. Podés probar con el agregado que prefieras, el resultado no difiere mucho.

Es importante también saber de antemano el tamaño del matambre. Así podrás asegurarte de contar con una olla o cacerola con una capacidad acorde.

 

El matambre relleno o arrollado es una de las especialidades preferidas por los argentinos para la cena navideña. Es un plato delicioso que puede prepararse en los días previos, para no andar a las corridas durante las fiestas.

Esta receta lleva un relleno de diferentes vegetales, jamón, queso y huevo duro. Pero podés ponerle los ingredientes que más te gusten. Todo es cuestión de poner en marcha tu imaginación.

Ahora estás listo para deleitar a todos tus invitados en estas fiestas. Si querés encontrar más recetas para esta Navidad y Año Nuevo, seguí leyendo El Destape.

LA FERIA DE EL DESTAPE ►