En 2011, el senador por Río Negro Miguel Ángel Pichetto apuntó contra la clase media por votar a Cambiemos. "A mi no me gusta el voto a Macri, no me gusta Macri como figura", afirmó en aquel entonces.

Ese año Mauricio Macri fue reelecto como jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, con el 64,3 % de los votos en balotaje. Por eso, tras las elecciones primarias, el legislador hizo su lectura sobre el electorado porteño.

 

 

"No fue una sorpresa el triunfo de Macri, yo creo en la voluntad ciudadana. Y si votan de una forma o de otra hay que bancársela", había dicho el dirigente en diálogo con el periodista Marcelo Parra en el programa radial "En Paralelo" de Bariloche. Y continuó: "A mi no me gusta el voto a Macri, no me gusta Macri como figura".

"Todo el área metropolitana tiene una política de subsidios y de beneficios en materia de luz, de gas. A veces la clase media atenta contra sí misma", apuntó.

En la misma línea, sostuvo: "Es un abordaje desde el punto de vista sociológico de por qué las clases medias urbanas se identifican con los intereses de las clases dominantes o los sectores económicos poderosos y luego esa identificación le provocan perjuicios porque lógicamente al votar perfiles que luego van a aplicar políticas contrarias a esos intereses son afectados".