El Congreso limitó las prisiones preventivas, el Papa criticó "lawfare" y Mauricio Macri busca tapar irregularidades por testigos protegidos

Movimientos en el ámbito judicial tras años de polémicas maniobras de Cambiemos para encarcelar opositores.

15 de noviembre, 2019 | 18.00

Movimientos en el ámbito judicial. En los últimos días se empezaron a caer las irregularidades del gobierno de Mauricio Macri respecto a medidas que llevaron a la persecución de dirigentes opositores, especialmente kirchneristas, a través de jueces y fiscales macristas.

Por un lado,  La Comisión Bicameral de Monitoreo e Implementación del Código Procesal Penal Federal terminó con la "doctrina Irurzun" por la cual decenas de empresarios y ex funcionarios kirchneristas terminaron en la cárcel con prisiones preventivas.

Además, el Gobierno intenta traspasar el Programa de Protección de Testigos e Imputados a la órbita del Poder JudicialEl mismo fue utilizado como un sistema de premios y castigos para el armado de causas contra exfuncionarios kirchneristas, tal como reveló El Destape, y denunciaron que el cambio de órbita podría obedecer a un intento por tapar el "desastre" del área durante estos cuatro años. Hace dos días, Cambiemos frenó la transferencia por la resistencia de los jueces en Comodoro Py y en la Corte Suprema. No se descarta que se reactive la semana que viene.

En medio de la persecución política que viven referentes de la región, el Papa Francisco criticó hoy el "uso arbitrario" de la prisión preventiva, denunció el "lawfare" contra "dirigentes políticos" y pidió que el denominado "ecocidio" sea declarado como un "crimen contra la paz".

¿Querés recibir notificaciones de alertas?