Comenzó el cuarto paro general convocado por la CGT en contra de las medidas económicas del gobierno de Mauricio Macri. La medida de fuerza dejó sin funcionamiento el transporte público, mientras que se registraban operativos preventivos de seguridad para buscar garantizar la circulación en los accesos a la Capital.

El paro, al que adhirió la CGTy también las centrales obreras alternativas, afectaba por completo los servicios de colectivos, trenes, subtes, premetro, así como el transporte aéreo y fluvial, con lo que el impacto.

El Gobierno nacional anunció que buscaría garantizar la circulación de vehículos, por lo que realizaba operativos preventivos de seguridad en el Puente Pueyrredón, Panamericana y Ruta 197, Autopista del Oeste a la altura del Hospital Posadas y Autopista Buenos Aires La Plata y Diagonal 74.

Embed

En el Puente Pueyrredón, manifestantes a bordo de automóviles buscaban obstruir parte de la traza en tanto que efectivos de fuerzas federales de seguridad realizaban un operativo con la intención de liberar carriles.

En la Ciudad de Buenos Aires, el Gobierno porteño dispuso el libre estacionamiento en tanto que no se cobraba peaje en las autopistas.

La mayoría de las estaciones de servicio permanecían cerradas en tanto que en algunas de ellas se dispuso custodia policial.

Embed