El Frente de Todos busca aprobar el jueves la ley de restricciones según parámetros epidemiológicos

La iniciativa se tratará este miércoles en comisión y buscarán aprobarla en la sesión del jueves. El Frente de Todos no tiene los votos confirmados para votarla, pero hay confianza en conseguirlos. El viernes vence el DNU con las restricciones. 

09 de junio, 2021 | 05.00

El Frente de Todos trabajaba a contrarreloj con el objetivo de aprobar en la sesión del jueves en Diputados la ley "Emergencia Covid-19", que fijará el "semáforo" epidemiológico para establecer las futuras restricciones en cada provincia. El viernes vence el DNU vigente y, esta vez, el presidente Alberto Fernández quiere evitar tener que sacar otro y que sean los gobernadores y el jefe de gobierno porteño quienes carguen con las responsabilidades de las medidas. Hay dos inconvenientes: los tiempos apremian porque hoy mismo debería ser tratado en comisión y, además, los votos para aprobarlo en el recinto no están seguros. Con todo, en el oficialismo eran optimistas para conseguir los apoyos necesarios.

La iniciativa tiene media sanción en el Senado. Juntos por el Cambio reiteró su rechazo para el tratamiento en la Cámara baja, lo que retrasó su discusión y llevó al oficialismo a llegar contando los minutos que le quedan por delante. La estrategia era tratar el miércoles a la tarde el proyecto en comisión y llevarlo el jueves a la sesión ya convocada para las 13. Una ventaja es que en esa sesión está previsto tratar proyectos que le interesan a la oposición -consenso fiscal, equidad en medios públicos- y a algunos gobernadores -tarifas de gas subsidiadas en zonas frías-, por lo que el quórum está asegurado.

Entonces, si sale hoy el dictamen en comisión y entre en la sesión del jueves, todavía quedaba por delante la tarea de conseguir los votos necesarios para la aprobación. Una de las posibilidades pasaba por trabajar con los gobernadores. Curiosamente, también con los del Frente de Todos que no estaban de acuerdo con la redacción del proyecto. Más curiosamente todavía, una de las gobernadores que puso objeciones era la de Santa Cruz, Alicia Kirchner, dado que no estaba de acuerdo en la consideración de "aglomerados" para establecer la calificación más grave de "Alarma epidemiológica y sanitaria". Esas medidas corren para los centros urbanos de más de 300 mil habitantes, con lo que sería inaplicable para Santa Cruz que tiene más de 300 mil pero en toda la provincia. En el oficialismo trabajaban ayer para poder enmendar ese inconveniente en la reglamentación posterior de la ley.

"Con el bloque completo y nuestros aliados, la aprobamos", confiaban en el Frente de Todos. La bancada del diputado mendocino José Luis Ramón acompañaría la propuesta pero todavía restaban unos pocos votos para la mayoría. Estaban los diputados cordobeses que responden al gobernador Juan Schiaretti y los santafesinos Luis Contigiani y Enrique Estévez, que a veces acompañan las iniciativas del Ejecutivo. Córdoba y Santa Fe se convirtieron en los últimos días en dos de las provincias más complicadas por la pandemia, con números incluso por arriba de los de la ciudad de Buenos Aires, así que consideraban posible que en el recinto inclinaran por convalidar el proyecto. Tanto Schiaretti como el gobernador santafesino Omar Perotti debieron adoptar restricciones estrictas a las que se habían resistido en un primer momento.

Además, localidades de Córdoba y Santa Fe fueron incluidas en los últimos cambios a la iniciativa que subsidiará las tarifas de gas en zonas frías elaborado por el jefe del bloque del oficialismo, Máximo Kirchner, que se tratará en la misma sesión del jueves. También sumaron zonas de Catamarca, La Rioja y Jujuy. Tal vez esos cambios también sirvieran para persuadir a los legisladores de esas provincias para acompañar el proyecto "Emergencia Covid-19".

Alberto Fernández ya había manifestado antes de su último decreto su deseo de que saliera la ley. En ese momento no pudo ser pero ahora, tres semanas después, es lógico que la Casa Rosada dé por hecho que no necesitará de nuevo echar mano a un DNU. No obstante, dada la incertidumbre, avisaron tendrán otro listo como para sacarlo el viernes, cuando venza el que se encuentra vigente. 

La iniciativa que se tratará hoy en comisión, que tuvo varios cambios planteados por juristas y legisladores opositores cuando fue aprobada por el Senado el 20 de mayo pasado, establece una serie de parámetros -cantidad y velocidad de los contagios, ocupación de camas UTI- para definir las medidas restrictivas en los centros urbanos de acuerdo con los riesgos: bajo, mediano, alto y "Situación de Alarma Epidemiológica y Sanitaria". Sólo en este último caso se prevé la suspensión de las clases presenciales. 

LA FERIA DE EL DESTAPE ►