Un momento de mucha tensión se vivió la ciudad cordobesa de Alta Gracia este lunes mientras el gobernador Juan Schiaretti al ser amenazado de muerte por una persona mientras se preparaba para retirarse de un acto en una camioneta.

Un hombre se acercó a su ventana, en el asiento del acompañante, y comenzó a exigirle trabajo: "Hermano, si vos a mí me das una pala y un pico, yo me cago laburando. Dale, dale. Tirámelo, dámelo, ahora", le reclamó.

Ante la respuesta de que no podría conseguírselo en ese preciso momento, el sujeto le advirtió: "No me mientas porque voy a ser el primero que te meta un tiro en la frente. No me importa ir preso".

Posteriormente el gobernador platicó dos momentos más con el hombre, antes de cerrar la conversación y acelerar. "Realmente fue una cosa menor. El hombre estaba totalmente fuera de sus cabales", reflexionó Facundo Torres, el candidato a intendente de Alta Gracia que había invitado al acto al gobernador.