Álvarez y Golovkin prometen quitar a los jueces decisión de su pelea

07 de julio, 2022 | 17.04

El mexicano Saúl "Canelo" Álvarez y el kasajo Gennady Golovkin no se pusieron de acuerdo en mucho durante el acalorado período previo a su pelea de trilogía del 17 de septiembre, pero ambos boxeadores dijeron a Reuters que la pelea se decidirá en el ring y no en las tarjetas de puntuación de los jueces.

Álvarez y Golovkin se enfrentaron por primera vez en 2017 y el resultado por parte de los jueces fue de empate. Un año después, en la revancha, el mexicano ganó por una decisión aún más controvertida por parte de los jueces, y que muchos observadores pensaron que podría haber sido al revés.

"Cada uno de nosotros intentará terminar esto temprano y ambos sabemos cómo hacerlo. Intentaremos que esta pelea no llegue hasta el final y se la entreguemos a los jueces", dijo Golovkin a Reuters.

Este contenido se hizo gracias al apoyo de la comunidad de El Destape. Sumate. Sigamos haciendo historia.

SUSCRIBITE A EL DESTAPE

En una entrevista separada, Álvarez coincidió con su rival.

"Va a ser una pelea dura, Golovkin es un buen peleador, un peleador fuerte, pero mi objetivo es terminar esta pelea antes de los 12 asaltos", dijo el mexicano que tiene un récord de 57 victorias, dos derrotas y dos empates.

El período previo a su tercer enfrentamiento estuvo marcado por un aumento de la retórica, particularmente de Álvarez, quien dijo que planea enviar a Golovkin, de 40 años, al retiro después de la pelea en Las Vegas.

Un Golovkin relajado se encogió de hombros ante las declaraciones de Álvarez.

"No sé cómo evaluar su comportamiento, pero estoy acostumbrado. Me siento muy cómodo y muy fuerte mentalmente", dijo el boxeador kasajo.

Golovkin ha ganado cuatro peleas consecutivas desde que perdió ante Álvarez en 2018 y dijo que sabrá cuándo es el momento adecuado para colgar los guantes.

"Escucharé a mi cuerpo, si siento que soy fuerte y puedo continuar, me quedaré en el boxeo. Pero si mi cuerpo me dice que algo no está bien, que es hora de retirarme, escucharé a mi cuerpo y seguiré sus consejos", dijo.

Álvarez, de 31 años y quien posee los cuatro cinturones principales en el peso súper mediano, está ansioso por acabar con Golovkin y centrar su atención en una revancha contra el ruso Dmitry Bivol, el peso semipesado que lo derrotó en mayo.

"El día después de que perdí le dije a Eddie Hearn (promotor) que quería la revancha para septiembre, pero ya teníamos un contrato para esta pelea", dijo Canelo.

"Está bien y estoy feliz de hacerlo porque esta es una muy buena pelea para mí, para mi carrera, y todos quieren verla. También será un desafío para mí", apuntó.

(Editado en español por Carlos Calvo Pacheco)

LA FERIA DE EL DESTAPE ►