La NASA avanza en los estudios sobre el Planeta Rojo: Fotografiaron un brillante cráter en Marte

El nuevo cráter visible de Marte tiene unos 13 metros de diámetro y supuso un gran hallazgo para los investigadores de la NASA.

18 de mayo, 2021 | 17.24

El orbitador MRO (Mars Reconaissance Orbiter en su nombre original en inglés) de la NASA en Marte ha fotografiado, desde 261 kilómetros de altura, un reciente cráter de impacto brillante en la superficie del Planeta Rojo. La cámara de contexto de esta misión ha estado descubriendo nuevos sitios de impacto en Marte, seguidos con imágenes del instrumento de alta definición HiRISE, con la que se tomó la imagen, según informa la Universidad de Arizona, que opera este instumento.

Por lo general, estos sitios se descubren como nuevos puntos oscuros debido a la eliminación o alteración del polvo brillante, pero algunos aparecen como nuevos puntos brillantes. Estos cráteres pueden tener eyecciones brillantes por la exposición de materiales subterráneos poco profundos, debajo de una capa delgada y oscura.

Una teoría alternativa, que se trata de un efecto de tamaño de partícula, es poco probable porque los materiales brillantes también son claramente más rojos que las áreas circundantes y porque la eyección es típicamente de grano más grueso, lo que haría la superficie más oscura en lugar de más brillante. El nuevo cráter visible aquí tiene unos 13 metros de diámetro.

La NASA planea cómo traer muestras de la luna Titán

Investigadores de la NASA han imaginado un nuevo concepto en etapa inicial para un módulo de aterrizaje en la luna Titán de Saturno, con tecnologías capaces de recoger muestras y traerlas a la Tierra. La idea futurista del equipo del Centro Glenn de la NASA fue seleccionada para una subvención del programa de Conceptos Avanzados Innovadores (NIAC) de la agencia espacial de 125.000 dólares para comenzar a estudiar la viabilidad del concepto. El mismo grupo del Compass Lab. ya concibió anteriormente un submarino que exploraría las costas y las profundidades de los mares de metano de Titán.

"Titán es un mundo asombroso", dijo Geoffrey Landis, el investigador principal científico de Compass. "Está cubierto de compuestos orgánicos protegidos con una atmósfera espesa de nitrógeno y tiene mares de gas natural líquido del tamaño y profundidad de los Grandes Lagos de la Tierra en su superficie. Y debajo de su corteza, Titán es un mundo oceánico, con un segundo océano de agua líquida escondido en las profundidades de la superficie".

Los compuestos orgánicos en la superficie y en la atmósfera, llamados tolinas, solo se encuentran en el sistema solar exterior y probablemente sean algunos de los componentes básicos del sistema solar que podrían ayudarnos a comprender el origen de la vida en nuestro propio planeta. Landis agregó que si bien es posible realizar algunos análisis limitados de estos compuestos utilizando instrumentos livianos en una sonda, se obtendría una comprensión más detallada al traer muestras para analizarlas con laboratorios sofisticados en la Tierra.

Viajar a Titán lleva tiempo; se trata de un viaje de siete años desde la Tierra. La primera misión de la NASA para estudiar a Titán de cerca es un helicóptero de 8 palas llamado Dragonfly. Programado para su lanzamiento en 2026, explorará la atmósfera y la superficie durante dos años. La emocionante perspectiva de traer muestras de Titán a la Tierra les daría a los científicos aún más información sobre esta misteriosa luna.

 

 

LA FERIA DE EL DESTAPE ►