Esto es simple y meramente especulación inmobiliaria para favorecer a los amigos personales de Mauricio Macri y de Horacio Rodriguez Larreta. No hay más que decir. Esto es lo real. Basta con las mentiras de la urbanización. Digan la verdad. Están rematando la villa 31 con todos sus habitantes”. Así resumió la situación Marta Mamani, vecina de la villa 31, cuando se enteró que Rodriguez Larreta y Macri quieren subastar la villa 31 y otros terrenos de la ciudad para garantizar el negocio inmobiliario del Paseo del Bajo, cuya mayor tajada quedó de forma irregular en manos de Ángelo Calcaterra, primo de Macri, y Marcelo Mindlin, uno de los empresarios predilectos del presidente. Los documentos, a los que accedió El Destape, muestran que no se equivoca.

Por los montos que manejan en el Gobierno porteño parece una liquidación final. Según los documentos a los que accedió y hoy publica El Destape, tasaron el “Polígono Barrio 31”, que abarca 355.455 metros cuadrados de casi toda la villa, en 1.079 millones de pesos, unos 28 millones de dólares al cambio de hoy pero que disminuirá en billete verde al ritmo de la devaluación. A ese polígono le sumaron otros 7 terrenos que lo circundan y suman 191.917 metros cuadrados por un total de 4.048 millones de pesos, algo más que 100 millones de dólares. Sumando todos los terrenos que componen la villa 31 y alrededores, son 547.372 metros cuadrados por 132 millones de dólares. Una ganga. Por hacer una comparación, hace pocos días Rodriguez Larreta vendió 15.500 metros cuadrados del Tiro Federal a 151 millones de dólares. Unas 35 veces menos terreno y más caro.

Que todo se encadene con el Paseo del Bajo tiene un sentido. Esa obra va a unir la autopista La Plata con la Illia, bordeando los diques de Puerto Madero y atravesando Retiro. Todo lo que toque tendrá una revalorización inmobiliaria enorme. Quien se quede con el negocio de construir departamentos exclusivos en lo que hoy es la villa 31 tendrá ganancias más que aseguradas, gracias al modelo de obra pública basado en la especulación inmobiliaria por sobre las necesidades sociales.

El Destape reveló hace varias semanas las maniobras irregulares por las que Rodriguez Larreta le otorgó el tramo más jugoso del Paseo del Bajo a la dupla Calcaterra-Mindlin, caso que hoy investiga el fiscal anticorrupción Sergio Rodriguez pese a la obscena protección mediática del jefe de gobierno porteño. Esta nueva movida busca fondos para que ese negocio se mantenga, para eso endeudan a todos los porteños y la garantía son, entre otros, los terrenos de la villa 31. Los números cierran con la gente adentro, pero en este caso adentro del terreno que piensan subastar para cumplir con los amigos.

A las apuradas

El miércoles pasado, pocos minutos antes de las cinco de la tarde, Rodriguez Larreta firmó un proyecto de ley que ingresó ese mismo día a la Legislatura porteña. Su intención era que tuviera un tratamiento express y se aprobara esta semana, pero finalmente quedó para próximas sesiones. El proyecto establece, por un lado, que la ciudad se endeude por 175 millones de dólares para financiar el Paseo del Bajo, la obra fetiche de Rodriguez Larreta. Por otro, la aprobación de un convenio por el cuál Macri le transfiere a su sucesor porteño una serie de terrenos como garantía de que pague esa deuda. ¿Cómo? El mismo proyecto plantea la enajenación de los mismos vía subasta pública.

El legislador porteño Carlos Tomada, que preside el bloque del Frente para la Victoria, afirmó a El Destape: “Endeudamiento y venta de tierras públicas. Esto es una explicación que tiene que dar Cambiemos. Es una costumbre, es un hábito, encarar la política pública desde el negocio”.

El artículo 7 del proyecto de ley dice: “Dispónese la enajenación por parte del Poder Ejecutivo de los inmuebles individualizados en el Anexo A del Convenio referido en el artículo 60, de conformidad con el procedimiento de venta en subasta pública establecido por la Ley N° 2.095”. En el Anexo A hay en total 12 inmuebles, de los cuales 8 pertenecen a la villa 31 y alrededores.

El convenio para el traspaso de los terrenos lo firmaron la Nación y la Ciudad el 23 de noviembre, 3 días antes de que Rodriguez Larreta lo envíe a la legislatura. Por el Gobierno de Macri firmó Ramón María Lanús, presidente de la Agencia de Administración de Bienes del Estado (AABE), que centraliza los terrenos del Estado Nacional que durante el kirchnerismo se valorizaban para un fin social y ahora se rifan para negocios inmobiliarios. Por el de Rodriguez Larreta lo rubricó Martin Mura, el Ministro de Economía y Finanzas porteño.

El terreno que más compromete a la villa 31 lo denominan Polígono Barrio 3. Según la AABE está “ubicado en zona de vías del ferrocarril con frente a la calle Av. Dr. José María Ramos Mejía”. El croquis que consta en la documentación a la que accedió El Destape es claro. Abarca casi toda la villa 31, con sus habitantes, casas, escuelas, salas médicas, todo adentro.

mapeo.jpg

Pone en remate las viviendas con la gente adentro”, reclamó Walter Giracoy, vecino de la villa 31, en diálogo con Lucas Martínez, cronista de El Destape. Marta Mamani planteó: “La subasta publica que van a hacer de nuestras tierras, de mi casa, de la casa de mis vecinos, de la casa de mis hijos, de los viejos que viven en la villa 31, estoy indignada. Este nuevo proyecto que el Gobierno de la ciudad presenta, ¿que nos hace caer? En la realidad. En decir que nosotros estamos en subasta pública”.

El docente Walter Larrea contó: “Estuvimos luchando por un polo educativo para los chicos del barrio Padre Mugica. Nos dijeron que iban a hacer la mejor escuela de la ciudad de Buenos Aires para los chicos de la villa 31. Y en esta semana nos enteramos con dolor que no es así. Que van a subastar el barrio con los vecinos, con la gente”. Y afirmó: “Nos han engañado, nos han tomado el pelo. Hace 15 días tuvimos una reunión en el ministerio de Educación diciendo como iba a ser la escuela. Y no va a ser así”.

Los demás terrenos y tasaciones son que circundan el Polígono Barrio 31 tienen distintos precios. En los tasados a mayor valor hay empresas privadas que, por los datos que aporta AABE, operan sobre terrenos públicos. Es el caso del terreno denominado Loginter, el nombre de la empresa que utiliza ese predio sobre la calle Ramón Castillo y que fue tasado en 1.266 millones de pesos. El convenio incluye los terrenos de la manzana 77A frente a la terminal de Retiro y pegado a la villa 31 que fue tasado en 898.160.000 pesos, la Villa 31 Parcela 1H a 182.820.000 pesos, Maersk (multinacional de cointainers) a 330.870.000 pesos, Villa 31 ex Parcela 1P a 197.430.000 pesos, Román y Cortés a 640.650.000 pesos y Manzana 83 – Flechabus a 532.360.000 pesos.

El convenio también incluye el traspado del Mercado de Hacienda tasado en 995 millones de pesos, de un triángulo en Salguero y la autopista por 69 millones, de terrenos en la estación Villa Crespo del ferrocarril San Martín por 162 millones y del Parque Once por 74 millones.

Embed

Proyecto de Ley by gino on Scribd