Quién es Lorena Petrovich, la millonaria legisladora que le pagaba a su niñera con un contrato del Senado bonaerense

En su declaración jurada del 2019, la legisladora macrista detalló tener más de 80 mil dólares y más de 700 mil pesos en ahorros. A pesar del escándalo que se desató tras haberle dado un contrato del Senado provincial a su niñera, aún no hubo un acuerdo entre las partes.

02 de septiembre, 2021 | 16.26

Luego que El Destape revelara que la macrista senadora bonaerense Lorena Petrovich le había dado un contrato del Senado a su niñera, Gisela Montini, y, tras 4 años de tenerla contratada la habría echado intempestivamente por tener problemas de salud, el escándalo fue en subida.

Pero, ¿Quién es Lorena Petrovich? En su última declaración jurada presentada al Senado de la provincia de Buenos Aires, correspondiente al 2019, en los “depósitos de dinero en efectivo” declaró tener U$73.261 y $250.000. Si se toma como referencia la cotización del Banco Nación del dólar oficial al 31 de diciembre de 2019, un dólar se vendía a $63,35. Es decir, si los U$73.261 se pasaran a pesos en 2019 –fecha de la declaración jurada -, da un total de $4.637.435.

Petrovich también ahorra. Así es como posee, en su caja de ahorro, $276.362 y en su caja de ahorro en dólares, unos U$7.161. Nuevamente, si la cifra dolarizada se convierte en pesos da un total de $453.297. A los millonarios ingresos debe agregarse un ítem más. En lo que respecta a los “ingresos por cargo”, su sueldo por ser senadora, Petrovich declaró un monto anual neto de $2.391.806.

Lorena Petrovich ingresó al Senado bonaerense en 2015 y resultó electa por la tercera sección electoral. Actualmente transita su segundo mandato que finalizará en 2023. El 8 de marzo pasado, en el marco del día Internacional de la Mujer, la dirigente brindó una entrevista a la Radio Urbe 97.3 y afirmó sus deseos de ser intendenta de Quilmes. “Estoy tratando de fortalecer los valores en un distrito como Quilmes que me vio nacer y crecer. Es mi ciudad, para ser intendente tenés que sentir pasión por tu ciudad”, dijo.

Además remarcó que “quiero dejar mi huella, creo que Quilmes necesita un intendente de Juntos por el Cambio”. En ese sentido aclaró que “estamos trabajando por mi candidatura a intendente en Quilmes”, y “con Martiniano Molina (ex intendente) tenemos una gran relación, el mejor para Quilmes va a ser el elegido dentro de nosotros”.

Tras conocerse la noticia, quien salió a defenderla fue la ex gobernadora bonaerense y ahora candidata en Capital Federal, María Eugenia Vidal, dijo que “le creía” a Petrovich. “Ella ha dicho públicamente que no es así, que esta persona no prestaba servicios domésticos en su casa, que trabajaba públicamente en el Senado haciendo tareas administrativas y de cadetería”, explicó. Consultada en A24 sobre el tema, también remarcó que “en Juntos por el Cambio no existe la doble vara” y recalcó que Petrovich “se puso a disposición de la justicia”.

La senadora bonaerense de Juntos por el Cambio Lorena Petrovich.

Historia de larga data 

Gisela Montini comenzó a trabajar en la casa de la senadora de Juntos por el Cambio, Lorena Petrovich, “cuidando a su hijo B., de tan solo 3, meses en 2017”. Además de realizar dicha tarea, afirmó a El Destape que también “limpiaba el lugar y cuidaba a la madre de la legisladora”. Sin embargo, a principios de este año, cuando Montini le mostró un certificado médico en el que se detallaba que tenía una “lesión en la columna y que ya no podría realizar los labores”, la senadora provincial de Juntos por el Cambio la habría echado sin ningún justificativo.

Lo grave del hecho es que Gisela Montini tiene recibos de sueldos en donde figura como empleada del Senado provincial, sin embargo la mujer afirma que “nunca realizó tareas en dicho lugar”. Además, detalló: “Empecé a trabajar con ella y me tuvo en negro los primeros meses. Empecé cuidándole el hijo y la madre y terminé haciendo también la limpieza de la casa”.

En tanto, la legisladora Lorena Petrovich tiene otra versión de los hechos. En diálogo con El Destape días atrás, dijo que “en principio no hay demanda iniciada” y agregó: “Ha trabajado con nosotros, fue empleada de la Cámara de Senadores, arrancó a finales de 2017 inicios de 2018. Ha hecho, como todos los empleados en relación de dependencia que trabajan con nosotros, un trabajo de ‘cadetería’, como atención de un teléfono y traslado de papeles”.

Respecto del lugar de trabajo, Petrovich indicó que “trabajaba en la oficina que tengo y muchas veces no lo hacemos desde el despacho, ya que tengo una oficina en mi casa, entonces Gisela iba allá”. “Es una situación difícil para nosotros, conozco a Gisela, fue empleada nuestra y tuvo relación con mi familia, ha estado en mi casa, incluso ha estado sola en mi casa”, agregó.

LA FERIA DE EL DESTAPE ►