Dólar a $ 73 y el negocio del hambre | El Destape con Roberto Navarro Suscribite

X

Con la nueva victoria, en este caso de La Cámpora, en la ciudad de Santa Rosa, se consolida el destierro de Cambiemos en las capitales provinciales durante estas elecciones.

Este domingo por la noche, el intendente radical Leandro Altolaguirre, reconoció que fue derrotado y así el partido gobernante se queda sin la administración de su cuarta capital.

Embed

Con las pésimas actuaciones del armado de Cambiemos en las provincias y los paupérrimos resultados de la economía, Mauricio Macri debe afrontar las nuevas pérdidas: hasta ahora, ya fue deterrado de Ciudad de Córdoba, la ciudad de Santa Fe y quedó mal parado en Paraná para el comicio definitivo.

Luciano Di Nápoli, triunfo en los comicios ante el actual intendente, el radical Leandro Altolaguirre, quien salió rápidamente a reconocer la derrota.

"Ya habrá tiempo para analizar el resultado, pero las urnas son las que hablan y no hay que echarle la culpa a nadie. Hicimos todo lo posible desde la gestión, pero encontramos una ciudad fundida y destruida", dijo el dirigente de Cambiemos.

En Paraná

El peronismo quedó bien parado para recuperar la intendencia de Paraná, donde actualmente gobierna el intendente Sergio Varisco, de Cambiemos, procesado por narcotráfico.

Con el 99% escrutado, el peronismo triunfó por el 44,19% contra el 38,94% de Cambiemos. El actual vicegobernador, Adán Bahl, irá por la intendencia ya que derrotó con el 67% de los votos de la interna, muy por encima de su perseguidor, Fernando Sibulofsky, con el 7%.

En esta nota