Mientras que el escándalo por los aportantes truchosque usó Cambiemos para financiar su campaña legislativa de 2017 continúa creciendo, el oficialismo elige callarse y no dar respuestas sobre el tema. Así fue el caso de la diputada Elisa Carrió durante su entrevista con el periodista Jorge Lanata, cercano al macrismo.

La diputada, al hacer referencia a una posible candidatura presidencial de Mauricio Macri, sostuvo va a "sostener esa reelección" aunque no tiene "interés en ningún cargo". "Yo quiero que gane Cambiemos, que haya elecciones no violentas, que sean pacíficas, que sean disputadas, que haya transparencia en el financiamiento de campaña, cosa que en Capital se logró, en otros lugares no”, sostuvo, en referencia a Buenos Aires.

Lanata, por su parte, apenas hace una mención efímera sobre el tema, sin explicar de qué habla: “En Provincia hay un quilombo (sic) serio con eso”, desliza. Carrió, en tanto, se limita a contestar “así es”, reconociendo lo que sucedió, pero evitando exponer la gravedad de la situación. La charla, luego, continúa como si nada.

De esta manera, tanto la diputada como el periodista minimizaron y ningunearon uno de los casos de corrupción con más pruebas documentales de la democracia argentina, que no ocupó más de 30 segundos del programa Periodismo Para Todos.

Embed

LEÉ MÁS: LOS APORTANTES TRUCHOS HICIERON ESTALLAR LAS REDES PERO CLARÍN SIGUE EN SILENCIO

Mirá el último programa de El Destape

Embed