Mauricio Macri solicitó la creación de una Fuerza de Despliegue Rápido (FDR) de las tres fuerzas armadas para ayudar al Ministerio de Seguridad en operativos contra el narcotráfico y la "protección de recursos naturales", con un explícito enfoque en atacar a los pueblos originarios que protesten por tierras.

LEÉ MÁS: El Gobierno intentará cambiar el Código Procesal Penal

El ministro Oscar Aguad ya esta preparando el equipamiento que tendrá la unidad especial, entre los que se incluyen la compra de helicópteros, camiones de brigada, armamento moderno y aviones, según informó el portal Infobae.

"Es hora de que tengan un rol activo en la lucha contra el narcotráfico y el cuidado de los recursos naturales de la Argentina como ocurre en cualquier lugar del mundo", le aseguraron desde Defensa al medio.

Sin embargo, por la ley de Defensa, las fuerzas armadas no pueden realizar tareas internas, aunque argumentan que no habría problema en que aporten apoyo logístico en operativos que lleve adelante la Prefectura, la Gendarmería, la Policía Federal, la Policía de Seguridad Aeroportuaria o las policías provinciales.

Para poder financiar la mega compra de equipamiento que quiere Aguad, conseguirá los fondos con la venta de inmuebles y terrenos.

Como si todo esto fuera poco, el Gobierno buscará el asesoramiento de otros países para esta unidad. Aguad viajará el próximo jueves a Miami para reunirse con los altos mandos del Comando Sur, donde se encontrará con Patricia Bullrich, que visitará este miércoles con autoridades del FBI, la DEA, la Homeland Securuty y el Departamento de Estado.

En esta nota