El presidente de la Unión Cívica Radical y gobernador de la provincia de Mendoza, Alfredo Cornejo pidió un acuerdo nacional con otras fuerzas de la oposición. De manera contundente, para el mendocino es una buena iniciativa la de incorporar a estos sectores y deseó que tuviera un correlato electoral.

Embed

“Nos parece una buena iniciativa convocar a las fuerzas de la oposición a un gran acuerdo nacional" y agregó: "En lo personal, incluso me encantaría que esto tuviese correlato electoral, es útil ampliar Cambiemos con otras fuerzas y otros dirigentes como Lavagna, Pichetto, Urtubey, Massa".

Cornejo dijo que "para enfrentar las vicisitudes que tiene Argentina hay que dar confiabilidad al mundo de que el país no va a volver atrás, no va a caer nuevamente en el populismo y el Gobierno solo no puede dar esas garantías".

El gobernador apuntó: "Es conveniente que se amplíe. Hay que dar credibilidad para la vida diaria de los argentinos, para la gente que trabaja, la que hace mucho esfuerzo, para los empresarios y los trabajadores que la Argentina no vuelva al peronismo".

"No hay que poner límites, hay que ampliar Cambiemos, el Gobierno solo con el Presidente Macri no lo puede hacer, es evidente", explicó Cornejo, al tiempo que insistió en que "sí que hay que ampliar a otra gente, hay que estar abierto, por eso nos parece muy bien ese acuerdo de los 10 puntos, es bueno que la opinión pública también se involucre al respecto".

LEER MÁS: Dirigentes opositores encabezaron un gran acto de unidad

La estrategia propuesta por Cornejo es similar a la que puso en práctica en su provincia, donde Cambia Mendoza abarca al Frente Renovador, al socialismo y hasta Libres del Sur.

Cornejo es parte del "ala política" de Cambiemos y, junto con Rogelio Frigerio y Emilio Monzó, militó para que el Gobierno tenga una línea de negociación con otras fuerzas dentro y fuera del oficialismo. Pero ahora, decidió redoblar la apuesta.

El Gobernador mendocino, además, reconoció las limitaciones que tiene el oficialismo y el propio Presidente para enfrentar la crisis. "Macri no puede solo", aseguró.

En su último discurso en la Asamblea Legislativa, Cornejo se despegó del Gobierno nacional y se quejó del aumento de los medicamentos por la suba del dólar y el desfinanciamiento de la obra social de empleados públicos (0sep), la de mayor cantidad de afiliados. "Me comprometí a detener la espiral de decadencia y descomposición del Estado. Recibí una provincia devastada y la hemos ordenado. He cumplido", afirmó.

En Mendoza, el gobernador no puede ser reelecto por orden Constitucional por lo que cada elección implica un nuevo desafío de los oficialismos para conservar el poder.

El 9 de junio son las primarias provinciales y en Cambiemos se enfrentan dos candidatos: el intendente de la ciudad de Mendoza, Rodolfo Suárez, que es el candidato designado por Cornejo y, en otra lista, el único intendente del Pro, el lujanino Omar De Marchi.

El PJ también irá a internas: el intendente de Maipú, Alejandro Bermejo, aliado a intendentes y gobernadores del peronismo; en otro sector, Fernández Sagasti,la candidata de Cristina Kirchner.

Ante este contexto y con miras a las elecciones provinciales, Cornejo avaló acuerdo entre el gobierno y la oposición e instó que se extienda a lo electoral.

En esta nota