Ciudades condenadas/ 10

Los bandidos se apoderaron del botín millonario y se dirigen hacia su guarida en el desierto. Detrás, guiándose con un oscilador magnético, el científico del átomo no pierde a su presa.

Ir a serie
Capítulo siguiente
compartir
Imagen
Imagen
Ir a serie
Capítulo siguiente
compartir

Para comentar este artículo debes estar suscripto a la revista FIERRO

Suscribirme

CAPÍTULOS