Al Acecho: Quebrando los límites de lo moralmente aceptado

Rodrigo de la Serna brilla y se lleva todos los laureles en su composición de un guardaparques con enroscados conflictos morales.

06 de agosto, 2020 | 19.43

CINE.AR renueva la grilla de estrenos de los jueves con un plato desconcertante y llamativo a la vez, capaz de saciar con moderación un paladar exigente. Rodrigo de la Serna brilla en el rol de un guardaparques oscuro, con enroscados dilemas morales. Con todos los componentes de un thriller rural con toques de western, "Al Acecho" se consume como un digno entretenimiento ligero.

Impuesto a las Grandes Fortunas

El Guardaparques Pablo Silva reconstruye su vida en un lugar olvidado: el Parque Pereyra Iraola. El escenario, vacío de presencia humana, jugará un rol imprescindible una vez presentado el problema, encarnado en una red de cazadores que amenazan la fauna local. Aislado y en compañía de pocos pueblerinos, los intereses de Silva darán una sentida batalla moral.

Este contenido se hizo gracias al apoyo de la comunidad de El Destape. Sumate. Sigamos haciendo historia.

SUSCRIBITE A EL DESTAPE

"Al Acecho" sale a flote gracias a la increíble composición de Rodrigo de la Serna, rica en matices que registran su versatilidad y nos imposibilitan catalogar a su personaje. La incertidumbre se sostiene hasta el tenso climax que revela las motivaciones ocultas del protagonista. En la partida juegan Belén Blanco y Walter Jacob, con papeles que hacen agua y no terminan de encajar en el universo del relato. Pese a que el resultado podría ser mejor, el largometraje Francisco D´Eufemia cumple con lo que anticipa: inquietar con pocos recursos.

Al Acecho

Nuestra opinión: Buena.

Dirección: Francisco D'Eufemia.

Elenco: Rodrigo de la Serna, Belén Blanco, Walter Jakob, Hector Bordoni, Pablo Ragoni y Facundo Aquinos.

Estreno este jueves a las 22 horas en CINE.AR TV, y desde mañana en CINE.AR PLAY.

EL DESTAPE RADIO EN VIVO ►

Impuesto a las Grandes Fortunas

MÁS INFO
Ignacio Dunand

Crítico especializado en cine y teatro. Escribió en revista Almagro, La Mancha y OnTrend. Quería estudiar para ser villano de Disney, pero descubrió que ser periodista era un mejor oficio. Marica peronista.