El mal momento de Roberto Piazza: está internado en terapia intensiva tras sufrir dos caídas y pelearse en un bar

El diseñador de alta costura se encuentra en el Sanatorio Trinidad de Palermo para estudiarlo por problemas cardíacos.

13 de abril, 2021 | 12.18

Roberto Piazza atraviesa un difícil momento de salud. El diseñador, que estaba en España por una serie de compromisos laborales, sufrió tres caídas que le dejaron importantes secuelas en la espalda y le imposibilitan moverse. Tras regresar a la Argentina, ahora se supo que está internado en terapia intensiva en el Sanatorio La Trinidad de Palermo.

Walter Vázquez, marido de Piazza, compartió en sus redes sociales un mensaje para hablar del estado de salud del modisto: “Hoy, lunes 12 de abril, quiero informar a todos que Roberto se encuentra internado en terapia intensiva, en la unidad coronaria en el Sanatorio Trinidad Palermo. Debido a estudios que se le han realizado se ha decidido tenerlo monitoreado luego de más de 20 días sufriendo diferentes dolencias”.

En ese sentido, y para llevar tranquilidad, además de agradecer las muestras de cariño que le envían a Roberto, agregó: “No es un cuadro de gravedad, pero sí de control, sobre todo en momentos como el que atravesamos todos a nivel sanitario”.

El cuadro de Roberto Piazza tras ser internado en terapia intensiva

El accidente de Roberto Piazza

El diseñador estaba en España por trabajo. Sin embargo, lo que debía ser una grata experiencia se convirtió en una pesadilla ya que, durante la tormenta de nieve Filomena sufrió dos caídas que le dejaron graves secuelas.

En medio de versiones preocupantes por la salud de Piazza, Vázquez salió a ponerle fin a los rumores: “Se cayó en enero, cuando fueron las nevadas. Quedó hielo y se resbaló. Dos veces le pasó en la calle, y la otra en las escaleras del edificio en el que estamos. Está un poco inmovilizado y con analgésicos”. En ese sentido también remarcó que como tenían pasajes para regresar a la Argentina el 6 de abril, prefirieron que no quedara internado en España.

Por su parte, el diseñador también dio su versión: “Salí a caminar un día, porque no daba más de estar encerrado, con borceguíes que no son para hielo... Me caigo una vez de espaldas, fue un golpe tremendo, caer sobre el hielo es un latigazo”, explicó, que luego se cayó de costado por segunda vez y se lastimó la mano derecha.

Hubo una tercera caída cuando estaba en un bar con su pareja y se peleó con un hombre. “Una tarde salimos con Walter a un bar gay y de repente entra mucha droga, demasiada. Había un tipo que estaba drogado, se empezó a pelear y lo empujó a Walter. El tipo me pecheó a mí, lo empujó a Walter tres veces. Yo me fui al humo y le di un codazo y le rompí la boca. Él me dio una trompada, me noqueó y me desmayé. Ninguna de las maricas me ayudó y Walter me levantó”, relató.

Tras ese último golpe, ya no pudo levantarse de la cama, solo podía mover la mano izquierda y quedó postrado. Como tenía un seguro médico, aprovechó para hacer una consulta médica a domicilio: “Me vinieron a ver médicas latinas por suerte, allá te atienden muy bien... Me dijeron que tenía posiblemente en la mano algo que tenía que infiltrarme. En la pierna me dijeron que podía tener un esguince y me dieron remedios”.

LA FERIA DE EL DESTAPE ►