Femicidio de Úrsula Bahillo: marcha de Ni Una Menos por justicia

Cientos de mujeres se manifestaron pidiendo por justicia tras los repetidos femicidios. El presidente Alberto Fernández recibió a la mamá de Úrsula en Casa Rosada.

17 de febrero, 2021 | 18.47

El femicidio de Úrsula Bahillo se convirtió en uno de los principales temas en la agenda de nuestro país. Recordemos que la joven de 18 años fue brutalmente asesinada, de 15 puñadas, por su expareja Matías Martínez, oficial de la policía bonaerense, durante pasado lunes. El asesino fue detenido y se negó a declarar, quedando preso en el penal de Junín. Mientras tanto, el movimiento feminista de Ni Una Menos (NUM) convocó a una nueva marcha para pedir justicia y demandar al Estado Nacional, nuevas políticas para combatir una de las mayores problemáticas de la actualidad.

Diferentes mujeres, de distintos puntos del país, se acercaron a Tribunales y se manifestaron en reclamo de una Reforma Judicial Feminista. "44 femicidios en 45 días de 2021. Basta de justicia patriarcal, basta de policías amenazando nuestras vidas. Por Úrsula, por todxs. Ni Una Menos", expresaron desde el movimiento en un extenso comunicado donde mencionan a todas las mujeres asesinadas en lo que va del año.

Mientras cientos de mujeres marchaban pidiendo justicia por Úrsula, el presidente de la Nación Alberto Fernández recibió a Patricia Nasutti y Adolfo Bahillo, padres de la joven, en Casa Rosada. El máximo mandatario estuvo acompañado por la ministra de Mujeres, Géneros y Diversidad, Elizabeth Gómez Alcorta; la de Justicia y Derechos Humanos, Marcela Losardo y la de Seguridad, Sabina Frederic.

Recordemos que el dirigente político anunció durante el último fin de semana que el Gobierno buscará avanzar en la creación del Consejo Federal de Abordaje de Femicidios, Travesticidios y Transfemicidios para dar una pronta respuesta a los hechos de violencia extrema. Además, convocó a los gobernadores para trabajar en conjunto buscando tomar medidas para combatir la violencia de género.

Desde el NUM remarcaron, durante la carta y la manifestación, que "uno de cada cinco femicidios en nuestro país son cometidos por miembros de la fuerza de seguridad" y expresaron que tanto "la burocracia del Estado y la Justicia no toman en serio el riesgo denunciado una y otra vez al evaluar la peligrosidad del agresor". Mientras que sentenciaron: "Nos invade el dolor y la rabia. En el país entero surge la necesidad de convocarse, de denunciar. La Justicia es responsable".

 

En la marcha se hicieron presentes víctimas de violencia de género y familiares. Entre ellas, dijo presente Jimena Aduriz, madre de Ángeles Rawson, que declaró en diálogo con A24: "Esta marcha es un grito desesperado para que no nos sigan matando. Por favor, es un horror. Yo lo he pasado, sé lo que es y lloro con esas madres y con cada uno de las que mueren". Y completó, luego de hablar de compromiso, concientización y educación: "Las chicas se mueren habiendo denunciado, con perimetrales y teniendo una restricción".

"Hoy lucho para existir mañana", "Ni Una Menos, Justicia por Úrsula", "Me cuidan mis amigas, no la policía", "A la Justicia Patriarcal le gritamos nunca más", "Paridad en la Justicia" y "Vivas nos queremos" son algunos de los tantos mensajes que se vieron en los carteles de las calles.

Algunas imágenes, en diferentes puntos del país:

 

LA FERIA DE EL DESTAPE ►