Bordet reabrió el debate sobre una reforma jubilatoria en Entre Ríos

El sistema previsional entrerriano está en cuestionamiento. Quien se encargó de ponerlo en la agenda fue el propio gobernador al apuntar a corregir un mecanismo que le significa a la provincia un déficit multimillonario.

06 de julio, 2021 | 20.56

El debate en torno a la sustentabilidad del sistema previsional en la provincia de Entre Ríos está nuevamente instalado. Quien se encargó de ponerlo en la agenda fue nada más ni nada menos que el propio gobernador, Gustavo Bordet. En ocasión del anuncio de la no prórroga de la Ley de Emergencia Económica -ampliamente desarrollada por El Destape- el mandatario hizo alusión a "inequidades" en el reparto de recursos jubilatorios, apuntando a corregir un mecanismo que le significa a la provincia un déficit multimillonario y que, lejos de ir cayendo, incrementa año a año.

"Debo decir que la aplicación de esta ley nos abre varios interrogantes para el futuro de nuestra provincia. Serán fruto de un debate que tenderemos en nuestra Legislatura provincial para poner condiciones de equidad, que esta ley justamente ha desnudado", resaltó Bordet, al anunciar que no haría uso de la prórroga que autorizaba la Ley de Emergencia para extenderse hasta diciembre.

En ese sentido, el gobernador explicó: "Muchos entendemos que no es lo mismo que se aporte igual a la Caja de Jubilaciones quien gana más de 200.000 pesos, que quien gana el sueldo mínimo en Entre Ríos, que está en 40.000 pesos. No es equitativo ese aporte y estas cosas hay que corregirlas". Acto seguido, apuntó contra el sector judicial: "He oído hablar mucho de la intangibilidad de las remuneraciones los magistrados y de los empleados del Poder Judicial, haciendo alusión a un enganche con la Corte Suprema de Justicia. Sin embargo, los contribuyentes entrerrianos pagan sus impuestos de manera tangible, constante y sonante, que son quienes contribuyen a sostener el sistema de Justicia".

Este proyecto lo hacemos en grupo. Sostené a El Destape con un click acá. Sigamos haciendo historia.

SUSCRIBITE A EL DESTAPE

Bordet no paró allí. "También hay que decir que quienes perciben sueldos de sistemas nacionales, como de la Corte Suprema de Justicia, se jubilan por sistemas provinciales con el 82 por ciento móvil cuando lo mismo no ocurre con el sistema nacional. ¿No debería haber quizás un fondo compensador que establezca estas diferencias y ponga equidad para que quien más gana aporte más y para que quien menos gana aporte menos? Creo que estas son las cuestiones que tenemos que debatir también en el futuro y que nos ha dejado la pandemia, que nos ha dejado la ley de Emergencia, pero fundamentalmente que nos ha dejado una situación de equilibrio y de equidad que tiene que existir en nuestra provincia de Entre Ríos", apuntó.

A los pocos días, los conceptos del gobernador fueron replicados por la vicegobernadora, Laura Stratta. En un acto oficial, y consultada sobre el tema, apuntó: "El déficit de la Caja es muy alto y eso hace peligrar la sustentabilidad del sistema, por eso hay que abordar el debate con sinceridad, solidaridad, empatía y responsabilidad”. Recordó luego que el tema no es nuevo en la agenda del Poder Ejecutivo, y que de hecho fue planteado por Bordet en la asamblea legislativa que tuvo lugar el 15 de febrero de 2020, poco antes de que la pandemia obligara a modificar el curso de acción en todos los ámbitos.

La primera advertencia

En la ocasión a la que hizo alusión Stratta, el mandatario resaltó que sin corregirse "inequidades, privilegios y desigualdades” no sería posible sostener el 82% móvil vigente en Entre Ríos, una de las grandes ventajas del sistema jubilatorio provincial, cuya caja nunca fue transferida a la Nación. Fue ante la presencia de legisladores de todos los bloques, pero también del entonces presidente de la Caja de Jubilaciones -Daniel Elías- y de los sectores a los que -de manera implícita- hacía referencia, como vocales del Superior Tribunal de Justicia -STJ-.

Para Bordet, en aquel momento, el debate era "impostergable", habida cuenta de la "severa amenaza" que observaba en las condiciones del presente: "La actual Ley de Jubilaciones cumple 27 años desde su sanción, siendo promulgada en un contexto distinto. El debate sobre la sostenibilidad del sistema entrerriano es impostergable. En los últimos 20 años la población de beneficiarios se ha duplicado y a fines de este año llegaremos a más de 60 mil beneficiarios. Se estará alcanzando una relación de activo-aportante de 2,10 por cada beneficiario, cuando la relación ideal es que el sistema tenga tres aportantes por beneficiario".

En esa línea, Bordet aseguró que llamaría a un debate con una multisectorial, enfatizando: "Hago una convocatoria amplia. Sustentabilidad de ninguna manera quiere decir ajuste. Sustentabilidad significa garantizar los derechos que tienen hoy los jubilados a seguir cobrando el 82% móvil. Sustentabilidad quiere decir garantizar derechos para que los activos aportantes puedan jubilarse también con el 82% móvil. Pero sustentabilidad es que si no se corrigen inequidades, privilegios y desigualdades esto no va a ser posible. Hay que hablarlo con total claridad dejando de lado prejuicios, sentándonos en una mesa todos los sectores".

La respuesta no tardó en llegar. Numerosas organizaciones que nuclean a pasivos, junto a gremios, abrieron el paraguas y aclararon que no aceptarían peder derechos adquiridos. La pandemia y la nueva normalidad diluyeron el debate. Sin embargo, a los pocos meses, se encendieron nuevamente las luces de alerta. Una circular de la Caja, firmada por el entonces flamante titular del organismo -Edgardo Scarione- derogó dos resoluciones de -la 07 y 08-, que promovieron en aquel momento una concesión de derechos para que los trabajadores accedieran a los beneficios de una jubilación ordinaria especial, incorporando el "3 x 1", compensando tres años de exceso de servicio por un año de edad. Su objetivo era dar trato igualitario a los beneficiarios de jubilaciones ordinarias comunes y especiales, dentro de la Ley. 8.732 de Régimen de Jubilaciones y Pensiones para el Personal Provincial y Municipal, vigente desde 1994.

Un comunicado del Frente Gremial Docente fue el primero en criticar la medida, apuntando duramente a Bordet: "El gobernador de la provincia de Entre Ríos es un constructor especialista en levantar muros, un negacionista del diálogo, un convencido en que los trabajadores y los trabajadores somos una carga demasiado costosa y por tanto, variable de ajuste".

"Scarione fue puesto para hacer el ajuste que imagina Bordet", lanzó por aquellos días, y en contacto con El Destape, Marcelo Pagani, secretario General de la Asociación Gremial del Magisterio de Entre Ríos -Agmer-. Y agregó: "Acá está todo muy claro, hay un decreto que reglamentaba un artículo y donde se disponía que el beneficio 3 x 1 era para jubilaciones especiales y ordinarias. Eso estuvo vigente durante 19 años y ahora, de un plumazo, lo borraron. Es increíble".

El debate en la Legislatura

Si bien Bordet hizo foco nuevamente en las inequidades del sistema previsional y en el enorme déficit que le significan a la provincia, lo cierto es que, por el momento, no hay ningún proyecto presentado en la Legislatura. De un lado y del otro las conjeturas van desde la posibilidad de que sea ingresado luego de las elecciones -nadie quiere polémica en un año electoral- hasta que, eventualmente, nunca sea materializado. Es decir, plantear el tema y esperar. Bordet finaliza su mandato -sin posibilidad de ser reelecto- en 2023. Quien asuma lo hará con una auténtica bomba de tiempo, pero en todo caso el actual gobernador podrá decir que él, en su momento, habló del tema.

"Nosotros estamos dispuestos a debatir el tema, claro que sí. Pero no vamos a encargarnos de elaborar la ley, eso le corresponde al Poder Ejecutivo. Debe ser el gobernador el que, con el problema sobre la mesa, haga una propuesta concreta" indicó en contacto con El Destape, Ayelén Acosta, diputada provincial de Juntos por el Cambio. La legisladora del PRO hizo hincapié en que los sistemas previsionales "están siendo rediscutidos en el mundo entero, no sólo aquí", pero subrayó nuevamente la responsabilidad del gobierno de hacer, como mínimo, un borrador de una nueva ley.

La diputada también apuntó que el bloque no está dispuesto a "ceder en los derechos de los jubilados, que siempre son los que pierden", aunque admitió que el déficit en torno a la Caja de Jubilaciones es un problema real, tangible, que puede afectar en el futuro a un eventual gobernador de su espacio: "Creemos que la discusión es urgente y debe darse con todos los actores involucrados".

Por su lado, el diputado provincial justicialista Juan Manuel Huss, señaló que el sistema previsional entrerriano tiene ventajas comparativas respecto de otros -82% móvil, por caso-, aunque aclaró que "todos los debates son válidos". Y apuntó: "No existe en este preciso momento ningún proyecto de reforma, ni de la oposición ni del oficialismo".

Huss, que es presidente de la Comisión de Asuntos Previsionales de la Cámara Baja, opinó: "Es imperioso el trabajo al respecto, pero de forma mancomunada con el Poder Ejecutivo, con los jubilados, con todas las fuerzas y todos los sectores de la vida social. Hay regímenes especiales que es momento de que se debatan de manera sincera. Siempre se charló del déficit considerable de la Caja, y creo que tendríamos que no detenernos sólo en eso, sino en debatir cómo hacer sustentable el sistema. Debe haber un saneamiento de los números, pero desde mejorar el ingreso de los recursos y no achicando jubilaciones".

En la caja comparten la mirada oficial

Edgardo Scarione, presidente de la Caja de Jubilaciones, comparte la mirada en torno a la necesidad de rediscutir condiciones dentro del sistema previsional. En contacto con Cara y Ceca (Radio UNER) el funcionario provincial expresó que "el desequilibrio es cada vez más grande y lo pagan todos". Y recalcó: "Hace seis años era de 5 mil millones de pesos y hoy es de 19.100 millones de pesos. Pero cumplimos con la ley y liquidamos haberes como marcan las normas en el sistema previsional".

Scarione sostuvo que el déficit de la Caja "es un tema recurrente y de hace muchos años". "Yo tengo 32 años en la Caja y siempre se habló del tema. Lo que pasa es que pasa el tiempo y cada vez tenemos menos aportantes activos, con una pasividad importante. Hay 57.700 beneficiarios, con menos de 114 mil aportantes. Pero esto no es una solución individual ni de ningún iluminado. La Constitución protege la Caja y no habrá una transferencia. Pero es necesario que, sin mezquindades de ningún sector, buscar consensos para hacer una ecuación manejable. No eliminar el déficit, pero tenemos que sentarnos todos los actores involucrados, porque acá el que paga es el contribuyente".

El presidente de la Caja de Jubilaciones sostuvo que "no hay que declamar y enojarse, sino que sentarse y buscar una salida, para este gobierno y todos los que vengan". Y apuntó: "El promedio de todos los beneficios hoy ronda los 68 mil pesos, pero algunos cobran 10 veces esos. Hay sectores particulares cuyo haber promedio es de 270 mil pesos. En algún momento habrá que tomar decisiones, para tener un sistema previsional razonable y manejable. Acá no sirve una sola medida, como elevar la edad, porque en cinco años vamos a estar igual. No alcanza con eso".

Qué dicen las organizaciones

Juana Ávalos es la presidenta del Centro de Jubilados y Pensionados de la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE) de Entre Ríos. La dirigenta aseguró que la responsabilidad del déficit es del gobierno provincial y, por ende, debe partir de allí una propuesta. "Hace años que el tema del déficit se conoce, no nació con Bordet. Nosotros celebramos que se haya puesto el tema sobre la mesa, pero también encendemos las alarmas, porque cuando se discuten estos temas, siempre el jubilado termina perjudicado" resaltó en contacto con El Destape.

Ávalos aclaró que "es cierto que pocos cobran mucho y que muchos cobran poco", pero dijo que "de ninguna manera vamos a permitir que se toquen los derechos adquiridos en nuestra ley". "Nosotros trabajamos toda una vida. A nosotros no nos están regalando la jubilación, nos están devolviendo lo que aportamos durante toda una vida", aseguró la militante de ATE. Y subrayó: "A nosotros nadie nos ha convocado, nos ha llamado ni nos ha consultado. Si lo hacen, veremos cómo actuamos. De lo que sí estamos seguros es de que no vamos a dejarnos avasallar".

Desde la Asociación Gremial del Magisterio de Entre Ríos -Agmer-, principal sindicato docente de la provincia, también se han mostrado reticentes a debatir cambios en la Ley de Jubilaciones. En ocasión de un documento lanzado repudiando algunas medidas particulares de Scarione como presidente de la Caja, desde el gremio se refirieron a él en duros términos: "Llegó para hacer la tarea planificada por el gobernador, modificar la 8.732 avanzando con un solo objetivo, el ajuste a cualquier costo". Apuntaron luego directamente al gobernador: "Es un constructor especialista en levantar muros, un negacionista del diálogo, un convencido en que las trabajadores y los trabajadores somos una carga demasiado costosa, y por tanto variable de ajuste".

El déficit de la caja

El Instituto de Investigaciones Económicas y Sociales del Consejo Empresario de Entre Ríos -CEER- elaboró un estudio dando cuenta del enorme déficit que arroja el sistema jubilatorio provincial, con un promedio de 2,18 activos por cada pasivo. En el estudio, en línea con lo expresado en alguna ocasión por el gobernador, se expresa que esa cifra debería ser de tres, acorde a su sistema de reparto -los fondos se sacan de aportes corrientes de activos-, el pago del 82% móvil y alícuotas de aportes del 32%.

LA FERIA DE EL DESTAPE ►