Gestapo antisindical: Julio Garro también mintió y omitió hechos en su indagatoria

El intendente de La Plata, que estuvo en la reunión del Banco Provincia, presentó un breve escrito en el que rechazó las acusaciones en su contra. Dijo que no declaró como testigo contra Medina, lo que es falso, y agregó que no conocía a los espías de la AFI. No se refirió a sus ingresos a la exSIDE, que publicó este medio.

23 de marzo, 2022 | 18.10

El intendente de La Plata, Julio Garro, imputado en el caso de la "Gestapo" antisindical, se presentó este miércoles en los tribunales federales de La Plata para afrontar la indagatoria a la que lo citó el juez federal Ernesto Kreplak. El dirigente de Juntos por el Cambio, que estuvo en la reunión del escándalo en el Banco Provincia, realizó una endeble defensa. Si bien no declaró, presentó un breve escrito en el que rechazó las acusaciones en su contra. Dijo que fue al encuentro para tratar la problemática relación de los empresarios de la construcción con la UOCRA-La Plata y que no conocía a los agentes de la AFI que participaron del cónclave. No se refirió a sus ingresos a la exSIDE que publicó este medio. También aseguró que no prestó declaración testimonial en ninguna de las causas contra Medina pero eso es falso. Adelantó que volverá a declarar cuando culmine la instrucción de esta causa. Todo indica que quiere ver si surge algún nuevo elemento que pueda complicarlo aún más.

Garro está acusado como el resto de los imputados de este caso de ser parte de una asociación ilícita integrada por espías y funcionarios bonaerenses dedicada al armado de causas contra el gremialista Juan Pablo “Pata” Medina. En un escrito de apenas 8 páginas, el jefe comunal platense mintió y omitió hechos relevantes para la pesquisa tal como ya lo habían hecho otros dos funcionarios de María Eugenia Vidal: el ministro de Trabajo bonaerense, Marcelo Villegas, y el subsecretario de Justicia, Adrián Grassi.

Este proyecto lo hacemos en grupo. Sostené a El Destape con un click acá. Sigamos haciendo historia.

SUSCRIBITE A EL DESTAPE

El jefe comunal platense afirmó: “En lo personal, no he efectuado aportes probatorios en ninguna causa penal. No promoví ni presté declaración testimonial en ninguna de ellas”. Pero esa afirmación es falsa. Vale aclarar que en una indagatoria se puede faltar a la verdad porque nadie está obligado a declarar en su contra. Pero no es la mejor estrategia defensiva si esa mentira es tan evidente.

Por un lado, Garro prestó declaración testimonial en la causa federal que se abrió contra Medina e instruyó el juez de Quilmes, Luis Armella. Declaró el 26 de febrero de 2018. Al presentarse en sede judicial, según consta a fojas 9685/88, “brindó precisiones en cuanto a las quejas de los empresarios de la construcción para las actitudes de la UOCRA, y cómo varió la construcción en dicha ciudad en forma positiva, luego del inicio de estas actuaciones”.

Por otro, si bien el intendente en persona no denunció a Medina, sí lo hicieron dos funcionarios suyos, integrantes de la municipalidad que comanda: Darío Ganduglia, secretario de Políticas Públicas en Seguridad y Justicia, y Fernando Padovan, subsecretario de Seguridad. Esa presentación, que se realizó el 26 de septiembre de 2017, derivó en uno de los tantos pedidos de detención de Medina. La denuncia fue por el acto de resistencia de Medina a ser detenido. Lo acusaron de intimidación y delitos de acción pública. Por eso la acusación es del mismo día se que se libraron las primeras dos órdenes de detención en contra del sindicalista, una en la causa provincial que tenía el fiscal Álvaro Garganta y otra en la causa federal a cargo del juez Armella.

En otro pasaje de su escrito, el intendente sostuvo: “Tampoco participé en actividades de inteligencia ilegal ni consentí jamás acciones de ese tipo”. No obstante, fue parte de la reunión de la "Gestapo" M donde hubo tres altos jerarcas de la exSIDE –con los que mantuvo diversos diálogos- y además ingresó a la casa de los espías, tal como reveló El Destape.

De acuerdo a los libros de ingreso al edificio de la AFI, que están elaborados de puño y letra, el 12 de junio de 2017, a las 16.26, Garro fue a ver a la subdirectora de la agencia, Silvia Majdalani. El 14 de junio ingresaron agentes de la exSIDE a la sede porteña del Banco Provincia para colocar las cámaras con las que se grabó la reunión del escándalo que se realizó al día siguiente, es decir, tres días después de la entrada del intendente platense a la casa de los espías.

Aquel no fue su único ingreso. El 14 de noviembre de 2017, el intendente Garro volvió a la AFI. Se encontró con Majdalani. Ingresó a las 16.24 y se retiró a las 17.34. Al día siguiente, la Cámara penal de La Plata confirma la prisión preventiva de Medina por asociación ilícita.

En su descargo ante Kreplak, Garro prefirió no hacer referencia a ninguno de estos dos ingresos a la casa de los espías.

La justificación

El intendente indicó que desde que asumió en diciembre de 2015 se abocó a “la solución de diversos conflictos, muchos de ellos de tinte gremial, y el denominador común de mi conducta ha sido el diálogo y la búsqueda de salidas consensuadas”. En esa línea afirmó que “al poco tiempo de iniciada la gestión” lo fueron a ver “empresarios y profesionales de la construcción”. “Fueron muy insistentes en reclamarme la necesidad de que algún funcionario los escuchara”, destacó. “Empresarios y profesionales me manifestaban constantemente que no podían trabajar en la ciudad”, agregó.

¿Cuál era la queja, según Garro? “Que estaban siendo sometidos a prácticas ilegales en las que se les exigía e imponían condiciones por fuera de la normativa laboral”. “Decían padecer hechos de violencia y hostigamiento continuo por parte de gente vinculada a la Seccional UOCRA La Plata”, señaló.

Según su propia declaración, la problemática planteada por los empresarios “no era atinente a la función del intendente sino más propio del ámbito del Poder Judicial”. Dijo que en ese marco fue invitado a participar de la reunión del 15 de junio de 2017 en la sede porteña del Banco Provincia donde “distintos referentes del sector de la construcción platense expondría la problemática que los afectaba”.

El intendente aseguró que no sabía que esa reunión iba a ser grabada y que ignora quién dio la orden de que se registre. De acuerdo a las pruebas que constan en el expediente, el video lo realizó la AFI. De hecho, la grabación fue hallada por la interventora de la agencia, Cristina Caamaño, quien lo aportó a la Justicia. Esa presentación fue el puntapié de esta pesquisa. Garro estuvo con la Nº 2 de la AFI tres días antes del encuentro en el BAPRO. Su presencia allí y luego en la reunión de la "Gestapo" M, lo compromete.

Respecto a ese cónclave, el dirigente de JxC indicó que “no conocía a todos los asistentes” y que “varios de ellos no me fueron presentados” por lo que asumió que “se trataría de asesores”. Uno de los espías presentes, Darío Biorci, era el jefe de gabinete de la exSIDE y cuñado de la subdirectora de la agencia a la que Garro había ido a ver 72 horas antes. Otro de los agentes que fue parte de la reunión, el exdirector de Contrainteligencia, Diego Dalmau Pereyra, también reportaba a Majdalani.

“Se trató de una reunión en la que no tuve participación activa como tampoco la tuve con posterioridad a la misma, ya que el conflicto escapaba a las posibilidades de acción del intendente”, buscó defenderse.

Caamaño levantó el secreto a los espías

La interventora de la AFI, Cristina Caamaño, levantó el secreto a los tres exespías que están imputados en el caso y fueron llamados a indagatoria. De esta forma, quedó allanado el camino para que el juez federal Ernesto Kreplak pueda tomarles declaración.

El primero de los exagentes que debe presentarse en sede judicial es Darío Biorci, exjefe de Gabinete de la AFI y cuñado Majdalani. Está convocado para este viernes.

El exdirector de Asuntos Jurídicos de la AFI, Juan Sebastián “Enano” De Stéfano, está citado para el 29 de marzo. Por su parte, el exdirector de Contrainteligencia, Diego Dalmau Pereyra, para el 31 de marzo.

Los tres fueron parte de la reunión de la "Gestapo" y mantuvieron encuentros y llamados con los funcionarios bonaerenses involucrados en la maniobra.

LA FERIA DE EL DESTAPE ►