Córdoba, el ring para la feroz pelea Bullrich vs Macri

De ser el kilómetro 0 de la unidad, la provincia mediterránea se convirtió en el escenario del todos contra todos de la alianza opositora. 

06 de septiembre, 2022 | 12.52

Patricia Bullrich estuvo el pasado fin de semana en Córdoba y se diferenció, nuevamente, del ex presidente Mauricio Macri, al apoyar decididamente la candidatura de Luis Juez a gobernador de Córdoba. El pasado jueves, cuando la vicepresidenta Cristina Fernández sufrió un fallido atentado contra su vida, Macri se solidarizó con la líder del Frente de Todos y repudió el ataque; mientras que Bullrich minimizó el hecho.

En Córdoba, durante su recorrida por las ciudades de Jesús María y Marcos Juárez, la presidenta del PRO se mostró con la dirigencia local de Juntos por el Cambio y bajo su paraguas se cobijaron el senador y líder del Frente Cívico, Luis Juez y el diputado radical Rodrigo de Loredo: “Patricia se mostró firme en la necesidad de ganar Córdoba. A ella no le da lo mismo que Córdoba, la cuna de Juntos por el Cambio sea gobernada por el peronismo que por nosotros. Y una vez más apostó por el cambio”, le dijo a El Destape, Sebastián García Díaz, dirigente del espacio PRO Gente, precandidato a intendente de Córdoba e impulsor de la candidatura de Bullrich 2023.

Por su parte, la diputada nacional Laura Rodríguez Machado destacó que la ex ministra de Seguridad “tuvo una gran recepción popular. Dejó un mensaje para ratificar que necesitamos seguir unidos en Córdoba. Por el momento, no hay riesgo de rupturas. Al contrario, avanzamos con reuniones y en las próximas semanas contaremos con el reglamento interno”.

Este proyecto lo hacemos en grupo. Sostené a El Destape con un click acá. Sigamos haciendo historia.

SUSCRIBITE A EL DESTAPE

Lo de la “ruptura” fue una aclaración necesaria, porque la semana pasada, Mauricio Macri en una visita a esta provincia, donde recorrió Marcos Juárez y esta Capital, había admitido en una cena realizada en Villa Allende con no más de 20 dirigentes de su riñón que “entre Llaryora y Juez, yo quiero que el próximo gobernador sea Llaryora”. La única dirigente amarilla que levantó la voz a favor del senador y líder del Frente Cívico, fue su compañera de bancada Carmen Alvarez Rivero.

El intendente de Córdoba, Martín Llaryora es el candidato a la gobernación de Hacemos por Córdoba, la alianza creada por el gobernador Juan Schiaretti; sucesora de Unión por Córdoba, el frente que llevó al poder a José de la Sota en 1999 y gobierna esta provincia desde hace casi un cuarto de siglo. Schiaretti y Macri mantienen una sólida alianza desde la época en que ambos operaban en SOCMA, el holding creado por Franco Macri, padre del ex presidente de Boca Juniors.

En su visita a Córdoba, la semana pasada, Macri habló en la Bolsa de Comercio y mantuvo reuniones con dirigentes propios, donde impulsó las internas para dirimir candidaturas y así frenar a Luis Juez en su carrera hacia la gobernación: “Si tengo que ayudarlos con plata, lo voy a hacer, hay que ir a internas”, había alentado el ex Presidente.

Luis Juez, el candidato de Juntos por el Cambio que encabeza cómodo las encuestas como principal opositor no dudó en responderle a Macri: “Yo voy a ser candidato a gobernador en 2023. Ya me bajé en 2015 y 2019, esta vez no me voy a bajar. Si soy candidato por Juntos por el Cambio, mejor. Yo a Macri no le debo nada”.

En las PASO de 2021, Macri había apoyado la carrera hacia el Senado del diputado radical Mario Negri; mientras que en el tramo de Diputados apoyó a Gustavo Santos, un tránsfuga de la política que comenzó siendo radical, cobista, schiarettista, delasotista y terminó siendo secretario de Turismo de Macri entre 2015 y 2019. Bullrich, esa vez, apoyó fuertemente la boleta de Juez senador y De Loredo diputado; que aplastó en las PASO al macrismo y en las generales duplicó en votos a Hacemos por Córdoba.

Patricia Bullrich, “a lo Menem”

El “patriciado” cordobés, armado por la senadora Alvarez Rivero, García Díaz y Rodríguez Machado sumó en las últimas horas a María Teresa Riu-Cazauz de Vélez, intendenta de Villa Allende, que sucedió en la Municipalidad al ex golfista internacional Eduardo “Gato” Romero, fallecido en febrero pasado.

“Macri tiene la misma imagen negativa que Cristina. Lo nuevo es Patricia Bullrich y Horacio Rodríguez Larreta. En la muestra de la Rural en Jesús María; y en Marcos Juárez, donde fuimos a apoyar a Sara Majorel, Patricia fue recibida con aplausos. Incluso se sumó a una tropilla y estuvo galopando, bien a lo Menem. Es como el Menem del ’89 que llegaba a un lugar y todo el mundo quería estar con él. En cambio, Horacio es más como Cafiero, muy medido. Nos está yendo muy bien”, se sinceró una fuente del bullrichismo cordobés.

El sábado en Jesús María, una rica ciudad agroindustrial ubicada a 50 kilómetros al norte de esta Capital, la titular del PRO jugó de local en la apertura de la 75ª Exposición de la Sociedad Rural: “Junto al campo, principal motor de nuestra economía, estamos sumando fuerzas para cambiar de verdad”, aseguró Bullrich, quién mantuvo reuniones con agroempresarios que ofrecieron financiar su campaña para 2023. Allí se mostró con Juez y De Loredo.

Mientras que el domingo, la titular del PRO mostró una intensa agenda en Marcos Juárez, la ciudad del sudeste cordobés donde se fundó Cambiemos en 2014, la alianza que un año después llevaría a Macri a la Casa Rosada. La presidenta del PRO jugó fuerte a favor de la candidata de Juntos por el Cambio, Sara Majorel; que está seis puntos debajo de Verónica Crescente, ex macrista y candidata del cordobesista Schiaretti.

¿Se juega todo en Marcos Juárez?

El próximo domingo 11 se vota intendente en esta rica ciudad ubicada a 263 kilómetros al sudeste de esta Capital, el Kilómetro 0 de Cambiemos. El intendente Pedro Dellarossa, un macrista con línea directa con el ex presidente y el gobernador Juan Schiaretti gobernó durante dos mandatos y ahora va como candidato a primer concejal de Juntos por Marcos Juárez, la alianza entre el PRO, la UCR y el juecista Frente Cívico. El frente lleva de candidata a la Intendencia a Sara Majorel, quién actualmente es presidenta del bloque de concejales. La Coalición Cívica de Lilita Carrió ya anunció que no apoyará a Majorel en esta contienda, pero el peso específico del lilismo cordobés es nulo.

Verónica Crescente, secretaria de Gobierno durante la intendencia de Dellarossa era número puesto a sucederlo, pero inexplicablemente el intendente de Marcos Juárez la desairó y eligió a Majorel: “Mis deseos de ser intendenta siguen intactos. He trabajado siempre por esto, no lo pude seguir en mi espacio pero creo haber seguido todos los pasos y agotado todas las instancias. Mi etapa con Pedro ya terminó”, anunció Crescente cuando renunció al gabinete municipal.

Crescente, de origen vecinalista y reciclada al PRO como Dellarossa, inmediatamente después del desplante del intendente se convirtió en candidata del schiarettismo, gracias a que el ministro de Desarrollo Social, Carlos Massei, armó Unidos por Marcos Juárez y bajó de candidato cordobesista a Eduardo Foresi, director del Hospital Regional.  

Algunos dirigentes del PRO ligados a Patricia Bullrich confiaron a El Destape que “la jugada de Dellarossa de entregar Marcos Juárez al schiarettismo puede ser un error propio por inexperiencia o un acuerdo nacional entre Macri y Schiaretti. No se entiende que Juntos por el Cambio pierda en el Kilómetro 0, a no ser que se trate de un acuerdo nacional para dividir al peronismo como en 2015”. La victoria de Crescente sería el lanzamiento de campaña de Schiaretti con Martín Llaryora en su armado nacional y provincial, una vidriera que todo el país estará viendo, pese a que Marcos Juárez apenas tiene poco más de 30 mil habitantes.

Para evitar la capitalización de la victoria de Schiaretti, Luis Juez fue uno de los principales sostenedores de la candidatura de Majorel. Hace una semana, María Eugenia Vidal hizo una pasada rápida por Marcos Juárez y el domingo Bullrich jugó muy fuerte traccionando votos para la candidata de Juntos: “Los vecinos van a valorar la gestión, van a votar la gestión de Pedro y la continuidad de Sara”, le regaló la ex militante montonera y ex ministra de Seguridad a la candidata de Juntos por el Cambio, que por ahora, pierde frente a la schiarettista Crescente.

LA FERIA DE EL DESTAPE ►