Pasadas las 15:00 de este domingo, el secretario de Energía, Gustavo Lopetegui, realizó una conferencia de prensa en la que admitió que no saben todavía qué género el apagón y pidió al menos 15  días para contar con la información necesaria para poder dar una explicación.

El funcionario comenzó por lamentar las complicaciones generó y reconoció que se trata de una falla común en el sistema de transporte y suministro pero que no debió haber ocurrido.

"Son fallas que ocurren con asiduidad en el sistema argentino, como en cualquier otro país. Lo que no debe ocurrir es la cadena de acontecimientos posteriores que causaron la desconexión total", afirmó Lopetegui. 

Además el secretario de Energía explicó que la interrupción de suministro "se produjo de manera automática" y que no hubo alertas: "Son las computadoras del sistema las que lo interrumpen cuando reconocen que pueda ocasionar un problema mayor. Acá no hubo ninguna alerta. No hubo una posibilidad de que existiera ninguna alerta porque no hay intervención humana".