#AltaData | Cristina Kirchner chicaneó a Macri Suscribite

X

Es la segunda vez en el año que Marcelo Tinelli llega a San Juan para pasar algunas horas a solas con Sergio Uñac. Ese vínculo, que se ha fortalecido en la previa de las elecciones presidenciales, guarda una especie de “confidencialidad” y sólo sugiere estar a tono con las ideas políticas.

La razón por la cual Tinelli visitó San Juan este jueves y viernes, versó en el cumplimiento de su promesa de traer a la provincia cuyana su imponente espectáculo “Genios de la Argentina”, al Estadio Aldo Cantoni, y así lo hizo. Pero eligió este escenario para mostrar que se siente “en familia”, dando señales que no había manifestado en otras provincias.

uñac tinelli.jpg

Mostrar a su hijo Lorenzo en escena, con cinco años, después de mucho tiempo de no compartir escenario con él. Acercarse al público, bajar del tablón para sacarse selfies y abrazar a la gente, detalle que también tuvo en su arribo, cuando visitó Pocito – la tierra natal del gobernador - desde donde compartió fotos en su Instagram. Todas señales de acercamiento con el pueblo sanjuanino que selló con la foto familia entre Sergio Uñac, su esposa Silvana Rodríguez, Guillermina Valdés y él, junto en Casa de Gobierno. También estuvo presente su hijo Francisco.

uñac tinelli 2.jpg
Sergio Uñac y su esposa, Silvana Rodríguez, junto a Marcelo Tinelli y su pareja, Guillermina Valdes.Sergio Uñac y su esposa, Silvana Rodríguez, junto a Marcelo Tinelli y su pareja, Guillermina Valdes.
Sergio Uñac y su esposa, Silvana Rodríguez, junto a Marcelo Tinelli y su pareja, Guillermina Valdes.

Esa fue la velada que tuvieron luego de que el gobernador y el empresario compartieran un almuerzo con charla política incluida. ¿Lo que se habló en esa comida? Forma parte de ellos dos. Aunque Uñac se animó a decir que uno de los puntos más importantes que charlaron fue el progreso, la proyección y la forma de administrar la provincia, siempre pensando en la inversión en obra pública y la generación laboral mediante el apoyo a los privados.

Ahí va un punto en común. Ambos piensan en el sector privado y en la posibilidad de crear fuentes de trabajo. Entonces, charla tenían, ya que los dos están posicionados, desde sus lugares diferentes, en un mismo punto de quiebre. Con quién se alinearán en las próximas elecciones nacionales, es algo que tienen que resolver. Uñac ya salió a decir que hasta el 2 de junio no se casa con nadie y además les lanzó a los candidatos presidenciales que “estaría bueno que armen proyectos”, en vez de venderse sólo por los nombres. Tinelli aceptó sentarse a escuchar lo que tiene Schiaretti para proponerle, porque lo quiere dentro de Alternativa Federal.

Precisamente, en ese momento, mientras levantaban la copa y brindaban en San Juan, la interna del frente peronista, no kirchnerista, que se está armando para destronar el gobierno macrista, ardía por el posible quiebre. Massa, Urtubey, Schiaretti y Pichetto por un lado, Lavagna por el otro; y la indecisión del gobernador sanjuanino que iba a ser parte de esa foto, pero por ahora sólo se la sacó una con Tinelli, quien tampoco decide el camino que seguirá.

Y si hay que sumarle otro punto que los une a Tinelli y a Uñac, es el deporte. El empresario de Bolivar lleva varios años jugando con su equipo de vóley en San Juan, contra UPCN y Obras; el primero es su máximo rival. La intención de darle relevancia a los espectáculos deportivos es un punto álgido para los uñaquistas. Aunque Tinelli lo sabe desde hace varios años, aprovechó esta oportunidad para darle relevancia. Lo inquietante es que ahora, los caminos se cruzaron y nació una relación que con el pasar de los meses se va poniendo más estrecha. ¿Seguirá siendo así después de junio?

*Eugenia Vega Zalazar es corresponsal de El Destape en San Juan.