Se refuerza la convicción de que el cadáver de Nisman no fue removido

30 de septiembre, 2015 | 11.33
En la fiscalía de Viviana Fein se refuerza la posición que alude a que sería "imposible" una eventual modificación de la posición de los brazos del cadáver del ex titular de la UFI AMIA, Alberto Nisman.

Este contenido se hizo gracias al apoyo de la comunidad de El Destape. Sumate. Sigamos haciendo historia.

Operación Olivos: la investigación de El Destape que sacude al macrismo

SUSCRIBITE A EL DESTAPE

Según indicaron fuentes allegadas a la pesquisa, los informes que maneja la representante del ministerio público señalan que cuando el médico José Carrera Mendoza dijo haber observado los brazos en una posición diferente el cuerpo habían transcurrido al menos 12 horas desde el fallecimiento, por tanto la rigidez cadavérica hubiera impedido mover las extremidades.

En ese sentido, las fuentes explicaron a Télam que para ello se hubiese producido debería registrarse fractura de huesos o alteraciones en la masa muscular que no fueron registradas en la autopsia por los expertos que practicaron de la necropsia.

Además, los pesquisas también evaluaron el tiempo que señala la hipótesis de la querellante jueza federal de San Isidro Sandra Arroyo Salgado en que se podría haber movido el cadáver, mientras que la madre de Nisman, Sara Garfunkel, dijo que estaba sentada en la cama de la habitación principal sin perder de vista la puerta de acceso al baño y aseguró que nadie entró ni salió de allí.

Por su parte, el perito Daniel Salcedo, también contratado por la madre de las hijas de Nisman, declaró que no se afectaron los patrones de sangre hallados en el baño, lo que también descarta la presencia de una segunda persona en el interior del lugar en el que fue hallado el cadáver con un balazo en la cabeza.

LA FERIA DE EL DESTAPE ►