Un nuevo capítulo de gigantesco conflicto en Puerto Rico se abrió esta semana, luego de que el famoso cantante Ricky Martin exigiera junto  a otros grandes artistas de la isla la retirada del gobernador Ricky Rosselló, quien está involucrado en un escándalo institucional y político por contratos dudosos y un amplio catálogo de insultos xenófobos, homofóbicos y sexistas miembros de la oposición en un chat de ministros.

El pequeño estado anexado a los Estados Unidos viene pasando un mal momento desde 2017, cuando el Huracán María azotó sus costas y dejó un saldo de 3.057 muertos y $ 91.61 mil millones en daños, a pocos meses de que declarara a la isla en banca rota ( tienen más del 40% de pobreza y el desempleo dobla al de Estados Unidos). 

Posteriormente, hace pocas semanas se filtraron más de 800 páginas de conversaciones en un grupo de WhatsApp de ministros en los que trata a miembros de la oposición y la ciudadanía de manera altamente despectiva.

"Tienes actitud dictatorial, exigimos que te vayas. Ricardo, el pueblo habla, ¿cuál parte no entiendes? Vete. El pueblo pide, está mal. Has jugado con los sentimientos, la salud mental del pueblo con ese mensaje tan estúpido que has dado en el día de ayer. Todos estábamos esperando tu renuncia, pero tu renuncia al poder. No te queremos, en Puerto Rico no seguimos dictadores. Ricky, es tiempo de irte, fuera, fuera", dijo el cantante desde un altavoz en una masiva marcha de la que también participaron celebridades como Daddy Yankee, Residente y Bad Bunny.

ESCUCHÁ EL TEMA DE RESIDENTE Y BAD BUNNY CONTRA ROSSELLÓ