El fiscal de juicio Diego Luciani se opuso a que la ex presidenta Cristina Kirchner viaje a Cuba para visitar a su hija Florencia entre el 2 y 10 de julio próximo, y ahora la definición queda en manos del Tribunal Oral Federal 2, a cargo del proceso por la obra pública. Se trata de un dictamen no vinculante en el marco del juicio por fraude en la obra pública que se lleva a cabo todos los lunes en los tribunales de Comodoro Py.

Luciani ya se había opuesto al viaje que la ex mandataria realizó hace una semanas por los mismos motivos y ahora mantuvo ese mismo criterio ante el nuevo pedido de autorización. "Ante la obligación de promover la actuación de la justicia en defensa de la legalidad y los intereses de la sociedad (art. 1 de la Ley 27148), así como de aventar cualquier riesgo que impida el normal desenvolvimiento del juicio, es que me opondré a la petición", recordó Luciani en su escrito, que ya presentó ante el Tribunal 2. Cuando viajó la última vez, el Tribunal la había autorizado pese a la oposición fiscal, pero fue antes del comienzo del juicio.

 

 

Ahora, la decisión está en manos de los jueces Jorge Gorini, Andrés Basso y Rodrigo Giménez Uriburu, integrantes del Tribunal que la tiene sometida a juicio a la ex presidenta junto a otros 15 acusados entre quienes están el ex ministro de Planificación Federal Julio De Vido, el ex secretario de obras públicas José López y el empresario Lázaro Báez.

En su escrito, Luciani evaluó que si bien el 8 y 9 de julio son feriados y las fechas solicitadas por Cristina Kirchner no se superpondría con ninguna jornada de audiencia, no se puede descartar que el Tribunal cambie alguno de los días de juicio.

Florencia Kirchner está en Cuba desde hace varias semanas encarando un tratamiento por varios problemas de salud y a raíz de la autorización judicial otorgada, pues ella está procesada y camino a juicio oral y público en las causas "Hotesur" y "Los Sauces", ambas ahora del Tribunal Oral Federal 5.