Chile: La represión de Sebastián Piñera viene con balas de plomo

Tras la ola de heridos y muertos, un estudio determinó que los policías del gobierno de Sebastián Piñera no disparan proyectiles de goma sino que son 80% metales y minerales. 

17 de noviembre, 2019 | 09.51

Los perdigones “de goma” utilizados por las Fuerzas de Seguridad en Chile para reprimir las protestas contra el gobierno de Sebastián Piñera sólo están compuestos en un veinte por ciento por caucho y el ochenta por ciento restante son metales y minerales, incluyendo el plomo, según concluyó un estudio de la Universidad de Chile tras analizar muestras extraídas de manifestantes que fueron víctimas de la violencia policial. Desde que comenzaron las protestas, hace casi un mes, veintitres personas fallecieron y más de dos mil doscientas resultaron heridas, de las cuales por lo menos 230 perdieron alguno de sus ojos al recibir disparos de este tipo.

Luego de realizar una serie de pruebas de laboratorio a proyectiles recuperados de pacientes que se atendieron tras las protestas, el estudio realizado por la facultad de Ciencias Físicas y Matemática de la Universidad de Chile concluye que “los perdigones analizados contienen un 20% de caucho y el 80% restante corresponde a otros compuestos” entre los que se detectaron “sílice, sulfato de bario y plomo”. Además, determina que tienen un valor de 96,5 en la escala Shore, que mide la dureza de los materiales entre 1 a 100. Organizaciones de Derechos Humanos anticiparon que harán una denuncia porque sostienen que es legal que se utilicen como munición antidisturbios.

El estudio se realizó a pedido de la Unidad de Trauma Ocular del Hospital El Salvador, que determinó que ese tipo de proyectiles causaban “traumas severos en un elevado número de casos” y “ceguera en una alarmante proporción”. El informe inicial realizado por ese centro de salud destaca dos cuestiones que llamaron la atención de los médicos: “el daño mayor que provocan estos proyectiles” y que “en la tomografía se observa una imagen que impide el paso de la radiación”, característica que habla de “un objeto metálico y no de goma”. En el laboratorio, fueron sometidos a pruebas de densidad, dureza, comportamiento térmico, análisis infrarojo y microscopía óptica y electrónica.

INFORME CHILE by Sebastian Abrevaya on Scribd

 

¿Querés recibir notificaciones de alertas?