Roberto Navarro, Víctor Hugo y el primer debate presidencial Suscribite

X

Las Madres de Plaza de Mayo realizan una permanencia pacífica en la Casa de Chubut para exigir que el lonko mapuche Facundo Jones Huala pueda realizar el ritual de celebración por el año nuevo mapuche, quien está en huelga de hambre. Hebe de Bonafini pidió, además, “se deje de perseguir y matar al pueblo mapuche”.

Jones Huala ya lleva 18 días sin comer y dejó de tomar agua hace tres días, con lo cual “empezaron a fallar sus riñones”, aseguró el secretario general de ATE Capital, Daniel Catalano, quien se encuentra acompañando el reclamo. Por esto, el referente originario pide que se le permita, al igual que el año pasado, hacer la ceremonia del año nuevo mapuche.

“Es algo que debería ser simple en nuestro país, y a él se le niega esa posiblidad”, planteó Catalano. Las Madres, ante el “riesgo de pérdida de vida”, ya hicieron el reclamo al gobernador, quien les aseguró que se hará “todo lo posible para que la madre del lonko y quienes tienen que hacer la ceremonia puedan entrar al penal”.

Además, aclaró que el reclamo “no tiene que ver con el pedido de libertad”, sino que “se respete su identidad como mapuche”. “En las cárceles argentinas se puede celebrar el año nuevo judío o cristiano, pero no se permite que haya una representación de los pueblos originarios para hacer una ceremonia. Una barbaridad”, planteó.

Las Madres de Plaza de Mayo también tuvieron que salir a enfatizar, desde sus redes, que se trata de una “permanencia pacífica” y no de una “toma” de la Casa de Chubut, como fue publicado en varios medios de comunicación.

Embed

LEÉ MÁS: FALLAN A FAVOR DE LOS DOCENTES BONAERENSES Y EXIGEN APLICAR LA CLÁUSULA GATILLO

En esta nota