La espeluznante teoría que explica por qué aún no se halló vida extraterrestre

Una reciente deducción, basada en una profunda investigación, develó el posible motivo por el que aún el ser humano no fue capaz de detectar la vida en otros planetas.

10 de enero, 2022 | 20.01

Hay muchas cosas de las que el ser humano aún no tiene conocimiento ya sea porque aún no lo descubrió o bien, porque todavía no cuenta con las herramientas para hacerlo. Más allá de esto, hay que reconocer el gran mérito de la curiosidad humana que llegó a darle respuestas a muchas cuestiones relacionadas a la ciencia o la historia del mundo. Sin embargo, todavía existe una materia pendiente para el ser humano en la materia referida al espacio exterior y es la resolución a la cuestión ¿hay vida en otros planetas?

Durante muchos años, las astrónomos y científicos se dedicaron a buscar pruebas de vida en otros planetas, sin embargo, todos los intentos fueron fallidos hasta ahora, más allá de que permitieron descubrir ciertas situaciones de las que se tenía desconocimiento. De este modo, muchos escépticos al tema ya se habían negado de forma rotunda al tema, pero recientemente, un estudio publicado por el físico ruso Alexander Berezin, develó una espeluznante teoría llamada "primero en entrar, último en salir", la cual explicaría el motivo por el que no se descubrió, aún, vida extraterrestre.

La hipótesis de Berezin busca refutar la conocida paradoja de Fermi, la cual se hizo pública en la década de los 50 del siglo XX y asegura que la hay una contradicción constante entre las estimaciones que afirman que hay gran probabilidad de que existan otras civilizaciones inteligentes en el universo observable y la ausencia total de evidencia de las mismas. Así es como el físico teórico de la Universidad Nacional de Investigación de Tecnología Electrónica, presentó la teoría que provocó escalofríos: la primera civilización que consiga viajar a otras galaxias, será la que tenga el poder de eliminar a la competencia para así asegurarse de su expansión por el Universo.

Alexander Berezin, físico que desarrolló la hipótesis.

"No estoy sugiriendo que una civilización altamente desarrollada pudiera exterminar conscientemente a otras formas de vida. Más probablemente, lo harían sin darse cuenta, al igual que un grupo de obreros destruye un hormiguero para construir un edificio", expresó Alexander sobre la hipótesis de la cual, aseguró, espera estar equivocado.  "La única manera de comprobarlo es seguir estudiando el universo y buscando vida extraterrestre", sentenció sobre el tema.

Cuál es el respaldo de la hipótesis de Alexander Berezin

Alexander se basó en la teoría del Parámetro A, la cual asegura de que podría haber vida en otros planetas, pero que aún no son detectables para el ser humano, por lo que es como si realmente no existiera. Es decir, que pueden existir civilizaciones con tecnología suficiente para no ser detectadas por la Tierra, por lo que para el ser humano pasaría a ser una situación irreal. 

"La única variable que podemos medir objetivamente es la probabilidad de que la vida sea detectable desde el espacio exterior dentro de un cierto rango desde la Tierra", aseguró Berezin al respecto. De este modo, se entra de lleno en el nombre de la teoría: "primero en entrar, último en salir". 

Tal como se mencionó, la teoría de Alexander se respalda a partir del principio de que las civilizaciones lucharían entre sí para eliminar a la competencia y así asegurar su expansión. De este modo, el físico aseguró que, ante la imposibilidad del humano de descubrir vida en otros planetas, podría ser nuestra especie la que esté ganando la competencia y eliminando a otras civilizaciones sin darse cuenta, por lo que jamás llegaríamos a descubrir realmente, la vida en otros planetas, mucho menos en otras galaxias.

 

LA FERIA DE EL DESTAPE ►