Un crucero vikingo llegaría a Ushuaia en 2023

04 de septiembre, 2022 | 15.00

Antes que a alguno lo agarre desprevenido, cuando hablamos de crucero vikingo no es que sea literalmente un barco de Ragnar o uno de sus hijos, como nos mostraban en la famosa serie. Estamos hablando de los Viking Cruises, una de las empresas más importantes del mundo en lo que se refiere a viajes navegando en embarcaciones de lujo.

Este año, uno de los cruceros de la empresa, el Viking Polaris, ha anunciado el itinerario de viaje que tiene inicio en el puerto de Duluth, en Minnesota, Estados Unidos y finalizará en la conocida como “ciudad más austral del mundo”. En esta nota comentaremos el recorrido de esta embarcación, la historia de la empresa y cómo puede afectar a la ciudad capital de Tierra del Fuego la llegada de los turistas.

 

Origen de la empresa

Viking Cruises es una compañía de cruceros que presta servicio tanto de cruceros que navegan por ríos como oceánicos. Fue fundada en 1997, por Torstein Hagen. Este hombre, que ya tenía varios años en el negocio, trabajó primero como consultor, ayudando a algunas compañías a sobrevivir a la crisis del petróleo de 1973, participó como jefe ejecutivo de Royal Viking Line en 1980 y se alió a los mercados privados rusos de Leningrado (hoy San Petersburgo), que en la década de los 90, le vendieron cuatro cruceros de río, con los que fundó la empresa, convirtiéndose así en su flota inicial.

La política de la empresa es tratar de maximizar el provecho en la cantidad de personas que pueden viajar, reduciendo o quitando piscinas y gimnasios, para dejar aún más lugar para mayor cantidad de pasajeros, que buscaban la unión perfecta de sencillez y comodidad.

Para el 2017, Viking Cruises tenía ya su catálogo diversificado en Viking River Cruises y Viking Ocean Cruises, teniendo 62 buques en el lado de la flota de río y 4 cruceros oceánicos. El Viking Polaris, uno de las 4 embarcaciones adaptadas al océano, tiene capacidad para albergar hasta a 378 personas en un recorrido que durará 71 días, aproximadamente.

 

¿Cómo va a ser el recorrido del Viking Polaris?

El Polaris zarpará, si no hay ningún impedimento o retraso, el 12 de septiembre de 2023, desde el puerto de la ciudad de Duluth y finaliza en Ushuaia. Los precios de los boletos no son, tal vez, los más económicos para el itinerario completo, ya que comienzan en los USD 49.995, pero si hubieras hecho la reserva antes del 30 de junio de este año, el viaje sumaria pasajes aéreos internacionales gratis.

Saliendo desde esta ciudad de Minnesota, el barco y sus 378 pasajeros viajarán por la vía marítima de St. Lawrence, descenderán por la costa este hasta llegar al Golfo de México, en ese momento, tomarán la desviación por el Canal de Panamá, saliendo hacia la costa oeste de América del Sur, llegando hasta la mismísima Antártida y después el trayecto finalizará definitivamente con la llegada a Ushuaia, en nuestro país.

Desde Duluth partirán siete cruceros distintos de la empresa Vikings este año, entre ellos está el Viking Octantis, barco gemelo del Polaris y que fue el primer barco de la compañía en realizar viajes a la Antártida.

● El itinerario en el país

El recorrido que hace el Polaris en el país está diagramado con actividades que están diagramadas por días, aunque claramente las condiciones climáticas pueden afectar al desempeño final de cómo estas actividades terminan siendo llevadas a cabo.

  • Buenos Aires: recorrido por el barrio de La Boca y Plaza de Mayo. En la página oficial de la compañía, cierran este día de recorrido con la curiosa frase “siga los pasos de Eva Perón”.
  • Ushuaia: primera llegada a Tierra del Fuego en el segundo día de recorrido por el país, donde se realizará una visita al Parque Nacional Tierra del Fuego.
  • Navegación por el Océano Atlántico Sur, con destino a las Malvinas.
  • Cuarto día: llegada a Isla de West Point, Islas Malvinas, donde podrás maravillarte con la fauna local, sobre todo con su variedad de aves.
  • Puerto Stanley: segundo día dentro de las Malvinas, esta vez, visitando a los pingüinos de Puerto Stanley.
  • Entre el sexto y séptimo día, siguiendo las coordenadas de viaje del famoso capitán James Cook, navega por el Océano.
  • Del día 8 al 10: Georgia del Sur, donde podrás entrar en contacto con los imponentes pingüinos rey y las focas.
  • Días 12-16: luego de retomar el camino del Océano, comienza la exploración de la Antártida, repleta de su fauna exclusiva. El día siguiente, el itinerario llevará a pasar por el Pasaje de Drake, lugar con una de las aguas más profundas y frías del mundo.
  • Cabo de Hornos: llegando al final del recorrido, y volviendo hacia el continente, el Polaris pasa por el Cabo de Hornos y el Canal de Beagle, que une los Océanos Atlántico y Pacífico.
  • Último día: viaje por los Andes Fueguinos y final del recorrido en Ushuaia.

 

¿Cómo puede afectar a la economía del lugar?

Si tomamos el ejemplo del otro extremo, Duluth, esa ciudad tiene una pequeña revolución con la llegada de los turistas: se espera que este año, se inyecten a la economía local de esa ciudad casi 700 mil dólares, directamente relacionados con la participación turista en la región.

Si Ushuaia se convierte, como al parecer está sucediendo, en parte definitiva del recorrido, marcando su etapa final, el dinero que traerán los turistas puede ser un salto significativo para la economía de los mercados locales de la capital fueguina. De esta manera, sería algo beneficioso para todas las partes: los turistas podrán deleitarse con los paisajes del “fin del mundo”, mientras los mercados locales podrán percibir un salto en la calidad y cantidad de sus ventas. Esperamos que estos sean los primeros de muchos cruceros vikingos que llegan a Tierra del Fuego.

LA FERIA DE EL DESTAPE ►