Crimen de Anahí Benítez: revocan la perpetua para Marcos Bazán y ordenan un nuevo juicio

Tras la resolución, en mayo pasado, el Tribunal de Casación Penal bonaerense decidió dar marcha atrás en el fallo y llamar a un nuevo juicio oral por las dudas en la causa.

28 de diciembre, 2021 | 19.27

El Tribunal de Casación Penal de la provincia de Buenos Aires anuló este martes el fallo que había condenado a prisión perpetua a Marcos Bazán por el femicidio de Anahí Benítez. Recordemos que la joven de 16 años fue retenida, drogada, violada y estrangulada durante agosto del 2017 dentro de la reserva Santa Catalina de Lomas de Zamora, Tras la anulación de dicha resolución, llevada a cabo el 27 de mayo del 2020, se ordenó que se realice un nuevo juicio oral.

La decisión fue adoptada por la Sala I del máximo tribunal penal bonaerense, integrada por los jueces Daniel Carral y Ricardo Maidana. ¿Qué fue lo que ocurrió? Ambos magistrados consideraron arbitrarios los fundamentos en los que se basó el Tribunal Oral en lo Criminal 7 (TOC 7) de Lomas de Zamora integrado por los jueces Roberto Lugones, Elisa López Moyano y Roberto Corti a la hora de condenar al acusado.

Para esta determinación fue clave el reclamo que venían realizando distintos organismos de derechos humanos, entre los que aparecen el Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS) o la organización Innocence Project, que juzgaron a la causa como una investigación que se encontraba "armada". Ante el nuevo juicio se anulan las seis investigaciones por falso testimonio iniciadas contra testigos de la defensa -fueron argumentos de presión del TOC 7-, se revisará la situación de detención de Bazán y se ordenó que el segundo imputado, Marcelo Villalba -todavía detenido pero beneficiado por un peritaje que determinó que padecía trastornos psiquiátricos-, sea convocado nuevamente.

El fallo de Casación señaló que el TOC 7 formó pruebas para acusar a Bazán al punto que para el veredicto desecharon las declaraciones de peritos contrarias a la acusación contra el sospechoso. "Los jueces utilizan como premisas de sus razonamientos enunciados que directamente carecen de corroboración empírica (en especial, se apoyan en aseveraciones de la fiscalía que no fueron probadas), lo que invalida buena parte de sus conclusiones y, en definitiva, la justificación de toda la cadena de inferencias que condujo a la decisión final", manifiesta Carral.

Al mismo tiempo, anulan la sentencia donde Bazán fue culpable de delitos de "privación ilegal de la libertad agravada y homicidio triplemente agravado por alevosía, criminis causa y por mediar violencia de género" (femicidio), y como "partícipe necesario" de un "abuso sexual agravado por acceso carnal". Tanto Carral como Maidana hablan de "imparcialidad judicial" puesta en manifiesto en el sesgo de los jueces para examinar la evidencia y dar el veredicto.

Por otro lado, los magistrados cuestionaron el peritaje calificado como "clave" llevado a cabo por el instructor de canes Diego Tula -quien no tenía, al parecer, la experiencia para realizar ese tipo de tareas- y la elección "arbitraria" de las pruebas consideradas (solo fueron válidas las que eran compatibles con los datos aportados por el instructor). Ante esto, la abogada Rosario Fernández dialogó con Télam y aseguró que pedirá el cese de la prisión preventiva, para que Bazán sea libertado de forma inmediata.

Los 10 puntos polémicos por los que anularon el fallo contra Bazán

  1. El perro Bruno. Se trata de la principal prueba de la querella contra el acusado es el rastreo del animal, desde el lugar donde encontrar el cuerpo hasta un galpón ubicado a 200 metros de la casa del acusado. Los abogados de la familia manifestaron que el perro es imparcial mientras que la defensa de Bazán acusan que el instructor Diego Tula no tiene certificación o habilitación para levantar esas pruebas de acuerdo al protocolo (una de las causas de la anulación). Además, señalan que no hubo cadena de custodia en el levantamiento del rastro odorífico.

  2. La llave. Fue entregada por la madre de Anahí. Según lo expresado, la llevaba colgada en el cuello y casualmente abría una puerta de rejas de la casa de Bazán. Como defensa, Fernández (abogada de Bazán) criticó que no se allanó la casa de la familia -para asegurar si la llave estaba allí o no- y acusó que se encontró dicho objeto después de cinco allanamientos.
     
  3. El arroz. La autopsia dictaminó que Anahí comió arroz tres horas antes de ser asesinada. La familia asegura que en el allanamiento del domicilio de Bazán se encontraron restos de arroz con verduras pero la defensa del sospechoso señala que fue secuestrada una olla con dicha comida, dos días y medio después de la desaparición. Después de diferentes análisis, no se aseguró si se trataba de lo mismo.
     
  4. La tijera. Fue encontrada en la casa de Marcos Bazán y conectada con un mensaje de Anahí con un amigo, llamado Lautaro Morales. Allí le pregunta si se olvidó una tijera de color azul/celeste. La imagen, borrada de la memoria, es borrosa. El objeto se secuestró recién en el cuarto allanamiento, un día después de la detención del sospechoso y ante esto, la defensa pone en duda que se trate del mismo color. En ella no había rastros de Anahí o de su amigo. En su declaración, el joven dudó y trajo más polémica a la acusación.
     
  5. Marcelo Villalba. En manos de su hijo se encontró el celular de Anahí y se determinó, tras distintos análisis, que el semen encontrado en el cuerpo de la joven de 16 años era del hombre que luego no afrontaría el juicio por supuestos problemas psiquiátricos. Esto fue anulado y será convocado nuevamente con la orden del nuevo juicio. Villalba y Bazán declararon no conocerse, no hay conexión entre ellos desde las pericias telefónicas.
     
  6. Tierra. La tierra encontrada en la zona donde estuvo Anahí también está en las palas que Bazán tiene en su domicilio. La defensa del sospechoso señala que toda la tierra de la reserva tiene características similares.
     
  7. Humo y fogata. Una vecina declaró haber visto humo de una fogata la noche anterior al hallazgo del cadaver, por lo tanto los abogados de la familia señalan que tuvo como objetivo deshacerse de la ropa. Por su parte, la defensa de Bazán alega que es común que vecinos y vecinas quemen basura en la reserva. Algo que, por supuesto, genera más dudas.
     
  8. Granadas. Fueron encontradas en el domicilio de Bazán aunque no parecen estar vinculados con el crimen. Lo dudoso es que fueron incautados en el sexto allanamiento, algo que la defensa del sospechoso pone en duda.
     
  9. Diazepam. El sedante encontrado en el cuerpo de Anahí tras la autopsia, posiblemente para adormecerla y abusar de ella. No había de dicho medicamento en el domicilio de Bazán pero sí encontraron clonazepam -psicotrópico similar-. La defensa señala que son dos drogas distintas.
     
  10. La acusación contra Bazán. El fiscal, Hugo Carrión, pidió prisión perpetua por considerarlo coautor mientras que la familia de Anahí lo acusa de ser "partícipe necesario" del crimen de Anahí. Por su parte, la defensa de Bazán declara que no hay pruebas para acusarlo porque no hay ADN del acusado en el cuerpo de la víctima ni tampoco existen pruebas que muestren que la menor haya estado en su domicilio o tenga vínculo con Villalba.

LA FERIA DE EL DESTAPE ►