Intendentes le expresaron a Kicillof el enojo con Edesur por los cortes de luz

Los jefes comunales trabajan en un frente común contra la empresa. Mañana, la Defensoría del Pueblo formalizará el pedido de quite de la concesión.

21 de julio, 2020 | 20.07

Intendentes del AMBA se reunieron este mediodía con el gobernador Axel Kicillof para expresar, entre otros temas, la creciente preocupación por los constantes cortes de luz. El miércoles, la Defensoría del Pueblo bonaerense hará formal el pedido de quite de concesión a Edesur ante el ENRE. El contrato data de 1992 y extiende la cesión del servicio por 95 años. Mientras tanto, la empresa argumentó “un estrés extraordinario en la red eléctrica” producto de la cuarentena.

El encuentro se rigió por una temática amplia. Con una serie de tuits, los jefes comunales revelaron que el diálogo estuvo atravesado por las problemáticas del distrito, entre las que están la situación actual de la pandemia, la reactivación económica, la situación sanitaria, seguridad y los reiterados cortes de luz que afectan, sobre todo, al conurbano sur.

La falta de suministro se convirtió en uno de los temas más candentes de la agenda política. Los sistemáticos cortes de luz se convirtieron en un problema para los vecinos, los municipios e incluso el gobierno provincial que tomó cartas en el asunto. La semana pasada, Kicillof mantuvo un encuentro con Federico Basualdo, interventor del ENRE, para intentar llegar a una solución. Mientras tanto, los municipios avanzaron en la conformación de mesas técnicas tripartitas para, junto al organismo controlador, elevar planes de trabajo y exigir la mejora del servicio a la empresa distribuidora con ejes claros.

Este proyecto lo hacemos en grupo. Sostené a El Destape con un click acá. Sigamos haciendo historia.

SUSCRIBITE A EL DESTAPE

Sobre este tema, el objetivo de los intendentes es armar un frente común para dar a conocer los reclamos por los cortes, cambios en la tensión y falta de inversión, entre otros puntos. Ejemplo de ello es la acción conjunta lanzada en redes sociales el domingo para dejar en claro que la luz es un derecho básico, sobre todo en estos tiempos.

Mañana, el Defensor del Pueblo bonaerense, Guido Lorenzino, presentará formalmente un pedido de rescisión del contrato a Edesur, según comentó a este medio. La solicitud será elevada al ENRE luego de charlas que mantuvo con los intendentes, quienes le expresaron su hartazgo por una situación reiterada en el tiempo y la necesidad de que el servicio no continúe en manos de esa compañía. El organismo será el encargado de analizar y evaluar la petición para que luego defina el poder conferente, el Ejecutivo. El convenio había sido firmado por el secretario de Energía Eléctrica, Juan Manuel Bastos, durante el menemismo. Hoy, Energía está dentro del Ministerio de la Producción. Si se tratara de una expropiación, la decisión debería pasar por el Congreso, en cambio la anulación por violación del contrato no.

La concesión data de 1992 y es por 95 años. Entre las sanciones estipuladas se especifican la compensación económica a los usuarios por la falta de suministro eléctrico y la obligación de efectuar las inversiones y realizar el mantenimiento necesario para garantizar los niveles de calidad del servicio. Sin embargo, en una nota enviada al municipio de Quilmes el 9 de julio, la empresa responsabilizó a ese Partido por la falta de condiciones preexistentes para el adecuado suministro.

Desde Edesur argumentaron que la cuarentena concentró el uso de la energía eléctrica en horas y lugares distintos a los que ocurre normalmente, una situación que generó “un estrés extraordinario en la red eléctrica”. El contrato de concesión estipula claramente que la distribuidora está obligada a atender todo incremento de la demanda en su área de trabajo, ya sea porque se pide un servicio nuevo o el aumento de la capacidad de suministro.

En un comunicado sostuvieron que desde 2016 lograron reducir la duración de los cortes en un 40% y realizaron inversiones de 720 millones de dólares en los últimos tres años. Entre ellas, mencionaron que en la provincia repotenciaron subestacionies, centros de transformación, telemandos y que renovaron más de mil kilómetros de red. Sabemos que aún no hemos llegado a cada uno de los barrios y estamos trabajando a diario para hacerlo.

"Todos nuestros ingresos y ganancias los hemos reinvertido para acelerar ese proceso de mejora aportando recursos extraordinarios en los años de adversidad macro económica, como en 2019", aseguraron. Sin embargo, miles de vecinos están sin luz desde hace semanas. Situación que se complejiza con la cuarentena que obliga a permanecer días enteros en el hogar. 

 

LA FERIA DE EL DESTAPE ►