19 de agosto, 2020 | 07.50

Caso Facundo Castro: nuevos rastrillajes en el lugar donde encontraron un esqueleto

En el operativo científico se dispusieron medidas para investigar el lugar como si se tratara de la escena de un crimen. El martes se realizará la autopsia en la ex ESMA.

Este miércoles realizarán un “rastrillaje fino” o, como se dice en la jerga, van a “peinar el terreno”. Esta vez, a diferencia de los que se realizaron en las últimas semanas, será un operativo científico en el que se dispusieron medidas para investigar el lugar como si se tratara de la escena de un crimen, según informaron fuentes de la investigación a El Destape. Buscarán las extremidades, ya que al esqueleto hallado le faltan los dos brazos, además de dientes. También ropa, zapatillas y objetos que puedan ser relevantes para la causa.

El operativo contará con más de 80 agentes de la Policía Federal Argentina, con personal del Gabinete Científico, perros, drones, camionetas 4x4 y equipos de telecomunicaciones, si las condiciones del tiempo y el lugar lo permiten. El Equipo Argentino de Antropología Forense sugirió que se realice un nuevo operativo de búsqueda para investigar el contexto que rodeó al hallazgo de un “esqueleto humano incompleto” en Villarino Viejo, mientras esperan la autopsia oficial que se realizará la próxima semana.

Hasta este martes a la noche había dudas de que se pudiera realizar el operativo, en un territorio complejo y de características cambiantes que dificultan la búsqueda. También podría participar Prefectura en caso de que sea necesario. En el lugar hay una custodia, desde el sábado, de la Policía de Seguridad Aeroportuaria (PSA) que mantiene un perímetro para preservar la zona.

Este contenido se hizo gracias al apoyo de la comunidad de El Destape. Sumate. Sigamos haciendo historia.

SUSCRIBITE A EL DESTAPE

En la misma línea de investigar el lugar del hallazgo, el fiscal federal Santiago Ulpiano Martínez requirió la colaboración del Instituto Argentino de Oceanografía (IADO) -dependiente del Conicet- y del Organismo Provincial para el Desarrollo Sostenible (OPDS) para que brinden información sobre las condiciones ambientales y el comportamiento del agua. Si hubo sudestadas, por ejemplo, que pudieran haber trasladado el cuerpo y desde qué lugar.

La expectativa central está puesta en la autopsia a los restos hallados. Se realizará el martes 25 a las 9 de la mañana en el laboratorio del Equipo Argentino de Antropología Forense, ubicado en el predio del Espacio Memoria y Derechos Humanos (ex ESMA), en el barrio porteño de Núñez.

La Justicia aceptó la designación de la médica legista Virginia Créimer como perito de Cristina Castro. También participarán, por sugerencia del director ejecutivo del EAAF, Luis Fondebrider, tres especialistas de una universidad pública de la provincia de Buenos Aires, cuatro integrantes del Cuerpo Médico Forense de la Corte Suprema de Justicia de la Nación y una integrante del Conicet.

Ante los cuestionamientos por la demora en la realización de la autopsia, los funcionarios judiciales informaron que buscaron "garantizar el cumplimiento de los plazos y requisitos procesales” para las “notificaciones, designaciones e impugnaciones de peritos, como así también el traslado de todos los intervinientes hasta la ciudad de Buenos Aires; y la preparación de todas las operaciones y los medios técnicos necesarios para llevarla a cabo".

La perito de Virginia Creimer, convocada por la familia de Facundo, estimó este martes que la identificación completa de los restos puede demandar "entre 30 y 60 días". Explicó que al tratarse de restos esqueletizados, sin ninguna parte blanda, el proceso para determinar el ADN será más complejo. Cristina Castro, la madre de Facundo, aseguró que está convencida de que los restos pertenecen a su hijo. “Los padres no deberíamos encontrar a los hijos de la forma que yo vi eso, es horrible", señaló Cristina en declaraciones a TN.

Fuentes del caso anticiparon a El Destape que podría demorar incluso más tiempo, en lo que sería un proceso difícil para determinar el modo de la muerte, elemento central para avanzar en la investigación. ¿Cómo quedó el cuerpo en ese estado? En la zona, según explicaron los investigadores, hay pumas, animales de carroña, gaviotas cangrejeras, entre otros, que podrían haber afectado la integridad de los restos. No es la única explicación posible para la familia y sus abogados, que sostienen la hipótesis de la responsabilidad policial en la desaparición de Facundo.

La fiscalía informó también que investiga "el posible avistamiento por parte de otras personas, tránsito del lugar, detalles de quienes lo visualizaron (circunstancias de tiempo, modo y lugar), características de la zona, mareas y todo otro elemento de interés para la pesquisa", según informó en un comunicado este martes.

Hay un dato particular, que no se conocía oficialmente: la fiscalía informó que el sábado 15 otras dos personas se presentaron ante la Comisaría 2da de la Policía Bonaerense de Bahía Blanca a denunciar la presencia de restos de un cuerpo en el lugar del hallazgo. Se suman así al pescador que avisó a la Policía Federal, y que motivó el operativo del fin de semana. Por ese motivo, el fiscal requirió al titular de la comisaría que informe “si puso en conocimiento de sus superiores tal circunstancia y/o de los medios de comunicación escritos o audiovisuales”.

Por otra parte, el ministerio de Seguridad de la Nación, que conduce Sabina Frederic, solicitó copia completa de la causa en la que se investiga el caso, "con el objeto de realizar una evaluación integral y sugerir medidas de acción", según informó la fiscalía. El ministerio hizo el pedido a través de la Subsecretaría de Control y Transparencia Institucional.

Mientras tanto, la investigación incorpora nuevas medidas de prueba, algunas solicitadas por la Procuraduría de Violencia Institucional (PROCUVIN), que impulsa la necesidad de contar con un informe técnico integral.

Se remitieron a la Dirección General de Investigaciones y Apoyo Tecnológico a la Investigación Penal (DATIP) de la Procuración General, los 31 DVD’s con los datos obtenidos por la PFA de los teléfonos secuestrados a agentes de la Policía Bonaerense, mediante el sistema UFED (dispositivo forense de extracción de datos) practicada sobre teléfonos secuestrados.

Además, el Gabinete Científico Bahía Blanca de la PFA envió informes de peritajes caligráficos realizados sobre los libros de “guardias y novedades” del destacamento de Hilario Ascasubi y del puesto de Vigilancia de Teniente Origone. Según informó la fiscalía, en ninguno de ellos se advertía la presencia de adulteraciones de sus contenidos.

LA FERIA DE EL DESTAPE ►