Tras la revelación, el senador del PRO desvincula a Marano de la Bicameral de Inteligencia

El senador de Cambiemos Ignacio Torres cursó un memo a la bicameral de Inteligencia pasadas las 19 de este viernes para informar la desvinculación como asesor suyo del letrado que defiende al jefe de los copitos Gabriel Carrizo.

16 de septiembre, 2022 | 20.20

Luego de que se hiciera público que el abogado Gastón Marano, defensor de Gabriel Carrizo, el cuarto detenido por el atentado a Cristina Kirchner, era asesor del senador macrista Ignacio Torres en la Comisión Bicameral de Inteligencia, el legislador decidió desvincularlo.

Según pudo reconstruir El Destape, el legislador nacional cursó un memo a la bicameral pasadas las 19 de este viernes para informar la desvinculación del abogado. Tras esta solicitud, solo resta un acto administrativo para dar formalmente la baja de la contratación de Marano como asesor legal de Torres.

Tal como publicó este medio, el defensor de Nicolás Gabriel Carrizo, jefe del grupo que supuestamente vendía algodones de azúcar, era hasta este trámite asesor de Torres en la Comisión Bicameral de Fiscalización de Organismos y Actividades de Inteligencia, es decir, la encargada de controlar a los organismos y agentes de inteligencia.

Marano fue consultado por la prensa este viernes por la noche, a la salida de la indagatoria de su defendido en Comodoro Py, por su vínculo con el trabajo en la bicameral de Inteligencia. Dijo que "he representado y defendido a legisladores, ministros y secretarios de este gobierno y el anterior" y que ya no trabaja en la Bicameral. Lo dijo una hora después de que Torres enviara el memo a la comisión parlamentaria. Cuando le preguntaron cómo llegó a defender a Carrizo respondió que es porque tiene interés en el expediente: "Es una causa que me interesó desde el comienzo. Luego me reuní con la familia de Carrizo y estuvieron de acuerdo con que lo representara", indicó. No brindó mayores precisiones.

El letrado asumió el jueves la defensa del joven que está a cargo del emprendimiento que Fernando Sabag Montiel y Brenda Uliarte utilizaron de coartada para poder atacar a Cristina Fernández de Kirchner el 1 de septiembre en Recoleta. Carrizo había declarado como testigo el 5 de septiembre pero el último miércoles fue detenido y su casa allanada. Este viernes fue indagado por la jueza María Eugenia Capuchetti. Hubo nuevos elementos que llevaron a la jueza a la decisión de imputarlo por considerar que pudo haber tenido participación en la planificación del atentado. 

Carrizo aparece como el líder del grupo que vendía copos de azúcar, grupo al que también pertenecían Sabag Montiel y Brenda. Ante la magistrada, Carrizo negó tener vinculación con el intento de magnicidio y haber estado en las inmediaciones de los de CFK en los días previos al ataque. Dijo que con Brenda Uliarte y Fernando Sabag solo lo unía una relación comercial. Su abogado resaltó que se había presentado voluntariamente la primera vez que declaró como testigo. También aseguró que pidió medidas de prueba.  

Tras el atentado, en su estado de Whatsapp, Carrizo tenía mensajes amenazantes. Por ejemplo, a las tres horas del ataque a Cristina subió un mensaje que decía: “Seguro el próximo sos vos Alberto! Tené cuidado!”. También subió otro que decía: “El Gobierno es vulnerable y espero que les quede claro…Nosotros somos los que mantenemos a estos parásitos ahí arriba, van a juzgar a una persona que le estaría haciendo un gran favor a toda la Nación Argentina”. Todo indica que este último mensaje hacía referencia a Sabag Montiel. 

En el estado Whatsapp de Carrizo también figuraba un chat misterioso que él mismo había subido donde hablaba con un tal “Checho” (que es otro integrante del grupo, Sergio Orozco). Allí Checho le cuenta que alguien “me va a tener vigilado”. Todo indica que un tal “Marcelo”. También le contó que lo paró alguien cuando llegó a su casa. “Dice ser policía, es tipo encubierto y buscaba a alguien”, le añadió. Carrizo buscó tranquilizarlo: “No te hagas problema. Vos actuá normal”. Y le envía dos audios. Checho entonces lo consulta: “cuánto tiempo más vamos a estar así. Yo ya me siento re arruinado”. En la captura de ese chat, Carrizo escribió: “Así estamos”. ¿Se trató de un mensaje? ¿Para quién? La identidad de Marcelo aún es una incógnita

Según Marano estos mensajes no fueron parte de la imputación.

LA FERIA DE EL DESTAPE ►