Se estrenó Terminator: Dark fate, sexto capítulo de la saga de robots aniquiladores

Se despide una de las sagas más importantes del cine de ciencia ficción y para está última aventura vuelven los míticos protagonistas encarnados por Linda Hamilton y Arnold Schwarzenegger.

31 de octubre, 2019 | 15.12

Hay que aclarar algo desde el inicio, Terminator: Dark fate es una película de notables regresos y un nuevo intento de revivir una saga que debería haber muerto con Terminator: El juicio final (1991). Con James Cameron en la silla de productor (artífice imprescindible para el éxito de las dos primeras Terminator) y Linda Hamilton (que con 63 años vuelve a reencontrarse con el papel que la elevó a la gloria) y Arnold Schwarznegger repitiendo sus roles legendarios, la fórmula para recaudar dinero a paladas está asegurada y poco le importarán a los fans la innumerable cantidad de incongruencias narrativas que arrastra esta aventura. Sarah O´Connor está de vuelta y más esplendida que nunca incinera robots. No queremos pensar en sus facturas de gas.

Dark fate no ofrece nada nuevo que sus antecesoras no hayan marcado en el pasado y aquí los grandes cambios giran en torno a la introducción de sangre joven entre tanto vejestorio: la nueva protagonista es Dani Ramos (Natalia Reyes) una joven trabajadora mexicana que debe lidiar con un mejorado prototipo de Terminator enviado para matarla. Que la protagonista resida en México habla de una postura ideológica del cineasta encargado de asentar una sentida crítica hacia la xenofobia que sufren los inmigrantes, por parte del gobierno de el Presidente de Estados Unidos Donald Trump. A la batalla final se suman un híbrido androide-humano (Mackenzie Davis) y los ya mencionados Sarah O´Connor y Terminator, que acá es el personaje con más crecimiento emocional de toda la cinta y, por ende, el más ridículo e inverosímil.

Este contenido se hizo gracias al apoyo de la comunidad de El Destape. Sumate. Sigamos haciendo historia.

SUSCRIBITE A EL DESTAPE

El resto es más de lo mismo. Explosiones, robots quemados, héroes poniendo caras sufridas en la pantalla y el famoso "I wil be back", que se ovaciona como en la cancha. Terminator: Dark fate es una continuación rancia y para nada original, y curiosamente resulta la mejor secuela después de El juicio final, El director Tim Miller busca apelar a la nostalgia y en algunas secuencias lo logra.  Es decepcionante que el producto completo no deja de verse como un refrito pobre, vacío de ideas y conceptos. 

  • Terminator: Dark fate.
  • Nuestra opinión: regular.
  • Dirección: Tim Miller.
  • Elenco: Linda Hamilton, Arnold Schwarzenegger, Mackenzie Davis, Natalia Reyes, Gabriel Luna, Edward Furlong y Diego Boneta.

LA FERIA DE EL DESTAPE ►