Producto de los tarifazos promovidos por el Gobierno, el consumo de servicios públicos se desplomó casi un 6% en abril. Especialmente, el rubro del transporte fue uno de los más afectados, ya que registró la segunda baja consecutiva.

De acuerdo al INDEC, el índice serie original del Indicador sintético de servicios públicos (ISSP) registró en abril una caída de 5,8% respecto al mismo mes del año anterior. En el caso del transporte, el de pasajeros cayó 4,7% interanual y el mes pasado se había contraído 4,9%.

En otro aspecto, según el organismo estadístico, la demanda de energía eléctrica, gas y agua sufrió una importante baja del 9,5%. En la misma línea, la recolección de residuos y la cantidad de vehículos que pagaron peaje también tuvieron un fuerte descenso con una caída de 12,3% y 11,4% respectivamente.

A su vez, el servicio de correo postal tuvo una caída de 7,4%; mientras que el sector de telefonía registró un descenso de 3,4%.

En esta nota