Por culpa del macrismo, las empresas se desavalorizaron a la mitad

En el lapso de la valorización del 30% posterior a las elecciones presidenciales de 2015 a este derrumbe se sucedieron varios conflictos que descolocaron la economía nacional.

15 de noviembre, 2019 | 17.59

El final del gobierno de Mauricio Macri marca un tiempo de balances muy negativos para la economía, incluso para amigos del propio Presidente. Las empresas argentinas terminarán el año valiendo la mitad que al comienzo del mandato de Cambiemos.

Desde las PASO, el índice Merval se desplomó casi un 44%. En el lapso de la valorización del 30% posterior a las elecciones presidenciales de 2015 a este derrumbe se sucedieron varios conflictos que descolocaron la economía nacional.

Lo primero que sucedió, de acuerdo a un reporte que publicó el portal La Política Online, fue un período de fuerte expectativa que se tradujo en precios cada vez más altos de las acciones entre la asunción y el 26 de enero de 2018, el día en el que el Merval llegó a los 35.334 puntos básicos para reducirse hasta la actualidad. Dos eventos fueron claves en que ese enero encontrara un punto de inflexión.

El primero fue el 28 de diciembre previo a que el Gobierno hiciera público que no iba a hacer el ajuste fiscal que había prometido a los mercados cuando asumió. En cambio, iba a relajar las metas de inflación y seguir por el camino del endeudamiento externo. Ese enero, el expresidente del Banco Central Luis Caputo colocó U$S 9.000 millones de deuda externa. Allí se percibió la primera aceleración del riesgo país desde su valor mínimo de la era Macri (346 puntos básicos el 20 de diciembre de 2017 a los 426 el 9 de febrero siguiente).

Por otra parte, el frente externo se desmoronó para Argentina. La Reserva Federal de los Estados Unidos subió la tasa de interés en diciembre de 2017 y adelantó que la volvería a subir. Su anticipación retiró liquidez de los mercados emergentes y puso en evidencia a los países más endeudados en moneda dura y con mayores necesidades de financiamiento, como fueron  los casos de nuestro país y Turquía.

Para poner un ejemplo, la empresa del mejor amigo del presidente, "Nicky" Caputo, Central Puerto pasó de valer U$S 2.680 millones a U$S 477 millones, un quinto de su mejor valuación bursátil.

La acción del Grupo Financiero Galicia -que mueve habitualmente un volumen similar a la mitad de la bolsa local- pasó de valer 73,45 dólares el 18 de enero de 2018, a menos de 23 dólares en septiembre de ese mismo año. Los valores de la compañía valían menos que los U$S 24,60 que cotizaba el 10 de diciembre de 2015, para hoy cotizar U$S 11,07, menos de la mitad de lo que valía en ese entonces.

¿Querés recibir notificaciones de alertas?