#AltaData | Chile en llamas ¿se cae Piñera? Suscribite

X

“En la tarde de hoy, aproximadamente a las 18 horas, ingresó a nuestra institución en la sede de Nueva Córdoba el señor gobernador Juan Schiaretti a realizarse un control cardiovascular que estaba pautado de antemano. Se le realizó control de vasos carotídeos y vasos de miembros inferiores por eco doppler, que dieron totalmente normales. Y se hizo un cateterismo de control para ver los stentes y estaban perfectamente permeables y el estado de él es óptimo. Mañana (por hoy) vuelve a su actividad normal”; detalló ayer cerca de las 20, Mario Sorbera, Director Médico del Sanatorio Allende a los medios cordobeses.

A las siete y media de la tarde el gobernador fue dado de alta y hoy su agenda de actividades será normal.

El gobernador cordobés se sometió ayer a la tarde a un control de rutina que le dio positivo y con los valores normales. El viernes 8 de febrero pasado, Schiaretti se había sometido a una angioplastia que incluyó la colocación de cuatro stents y permaneció en observación durante 24 horas en el Sanatorio Allende de barrio Nueva Córdoba de la Capital cordobesa.

Sobre la internación de ayer, una alta fuente del Gobierno de Córdoba había confiado a El Destape que “se trata de un chequeo de rutina, no olvidemos que días pasados el gobernador cumplió 70 años y viene de una campaña electoral intensa. Es un chequeo para controlar los stents que fueron colocados en febrero pasado”.

Esa vez, tras el cateterismo al que fue sometido Schiaretti hace cuatro meses, su ministro de Salud, Francisco Fortuna, había explicado a este medio: “El gobernador se sometió a una angioplastia con la colocación de cuatro stents en el marco de un estudio cardiovascular programado para el día de la fecha. No hubo ningún evento agudo previo. Fue en el marco de un chequeo previo que se estaba realizando y se determina ahí llevar adelante el procedimiento, que fue exitoso”.

Días antes de las elecciones provinciales de mayo, en su programa Odisea Argentina, el periodista del diario La Nación, Carlos Pagni, había anunciado temerariamente: “Díficilmente Schiaretti pueda ser candidato a presidente por problemas de salud. De hecho, después de la elección del 12 de mayo, creo que el 16, se somete a una intervención quirúrgica complicada, de la aorta”. Fueron trece segundos que causaron sozobra en la provincia mediterránea y la oposición salió a pedir explicaciones sobre la salud del gobernador. Luego del alerta de Pagni, desde La Nación avanzaron: Schiaretti se operará en Houston.

Anoche, desde el Sanatorio Allende demostraron que la versión de Pagni había sido un montaje.