Apremiados de tiempo para entregar el Puerto de Buenos Aires a un sólo operador, por presión de Nicolás Caputo, hermano del alma de Mauricio Macri, la Administración General de Puertos (AGP) dispuso extender a los tres contratos actuales a mayo de 2021 para "facilitar la transisión" hacia una única empresa.

La decisión se conoció el viernes pasado, una hora después de que se concediera una prórroga de dos meses para la apertura de sobres con propuestas, que pasó del 2 de octubre al 2 de diciembre. Esta disposición se firmó cuatro horas después de que El Destape publicara la maniobra del oficialismo para entregar el puerto más importante del Río de la Plata.

"Quiero aprovechar esta oportunidad para comunicarles que Huchison Ports ha aceptado colaborar con el pedido de AGP, que implica una prórroga contractual por un año para facilitar la transición en forma controlada y organizada de la Nueva Concesión del Puerto de Buenos Aires", explicó Carlos Larghi, Director General de la operadora Buenos Aires Container Terminal Services S.A. (BACTSSA), en un mail fechado el 16 de agosto.

Para ello, ese viernes se firmó "un acta acuerdo con la AGP en la cual ABACTSSA acepta continuar siendo la operadora de la terminal portuaria N° 5 hasta el 15 de mayo de 2021", detalló.

Prórroga de los contratos, mail de BACTSSA

Respecto a la futura única concesionaria, Gonzalo Mórtola, interventor de la AGP explicó que “de los 5 operadores interesados en la licitación en marcha, 3 nos pidieron más tiempo para elaborar la propuesta económica”, tal como publicó el sitio especializado Trade News. Según pudo saber El Destape, se trata de las tres actuales - Terminales Río de la Plata (DP World), Terminal 4 (Grupo Maersk) y Bactssa (Hutchison Ports) - más una de Singapur, país del cual Caputo es cónsul, y otra de Hamburgo.

 

 

“Si nuestros clientes nos piden 2 meses más para realizar una propuesta económica, en una concesión de 35 años, no podemos negarnos”, dijo Mórtola en relación a la postergación de la apertura de sobres. En realidad, la concesión en manos de un solo operador se extenderá 35 años, con posibilidad de añadirles otros 15 años, con lo que caducará recién en 2069. O sea, cincuenta años.

Tal como pudo averiguar este medio, el proyecto generado por la empresa AGL, de la española Indra, estipuló la fusión de las tres terminales actuales en una sola que será trasladada a una isla sobre el Río de la Plata, lo que permitirá la extensión de la zona de Puerto Madero para el negocio inmobiliario, comercial y turístico, que pone en riego miles de puestos de trabajo.

En ese proceso de cambio, el interventor explicó que "no era posible resolver en cuestión de meses la transición" por lo que "la condición" para la extensión de los contratos "fue que todos estuvieran de acuerdo y fuera unánime". De este modo, se acordó la prórroga de un año cuyo vencimiento coincidirá con el del contrato de mantenimiento y señalización de la hidrovía Paraná-Paraguay, que también caduca en mayo de 2021.