En la misma línea del relato que quieren instalar otros funcionarios, el ministro de Producción y Trabajo, Dante Sica, aseguró que desde el Gobierno observan una tendencia hacia la "desaceleración" de precios y confió en que "este año no tendremos pérdida del salario real". Sin embargo, los datos dijeron lo contrario según el INDEC.

Durante una conferencia de prensa en Casa Rosada, el funcionario dijo respecto de la inflación que se observa una "tendencia a la desaceleración, en especial en alimentos y productos de limpieza".

Sin embargo, en lo que va del año, y con una inflación de 19,2%, el rubro Alimentos y Bebidas acumuló un incremento de 21,6%; Vivienda, agua, electricidad y otros combustibles, 20,7%; Educación, 26,5%; y Transporte, 17,8%. Es más, en términos interanuales, los alimentos aumentaron 64,9%.

A pesar de los números, aclaró que desde el Gobierno tienen “una expectativa favorable", y ante la consulta sobre en qué medida impacta esa situación en la imagen presidencial, Sica precisó que este año "no habrá pérdida del salario real", tras asegurar que están en pleno cierre de paritarias para unos 4 millones de trabajadores.