Los dueños de la papelera Ansabo informaron el cierre de la planta ubicada en la localidad bonaerense de Quilmes y anunciaron el despido de sus 45 trabajadores. "No podemos ni siquiera comprar materia prima", afirmaron los propietarios a los empleados que se presentaron de forma pacífica en la firma para resguardar sus puestos.

"Nos deben aguinaldo, vacaciones y retroactivos", contó a El Destape Jonatan Bonomi, quien además informó que los empresarios no garantizaron el pago de indemnizaciones que solo abonarán en caso de que puedan vender las maquinarias. 

Los trabajadores contaron a este medio que el lunes por la tarde tuvieron una reunión con los dueños que les comunicaron la decisión de cerrar. Hoy comenzaron a llegarles los telegramas de despido. 

 

 

La fábrica Ansabo fue creada hace 60 años, producía bobinas de papel y antes también fabricaba cajas de cartón corrugado. Pertenece a la familia Angeletti desde su creación. 

"Hicimos una olla popular en el playón de la planta para resguardar nuestros puestos", afirmó Bonomi. Para ayudar a los trabajadores, los vecinos comenzaron una colecta de arroz, fideos, azúcar, tomate, arvejas, leche, té, sal, aceite, jabón, detergente y papel higiénico.