Entre la austeridad y la urgencia: arranca el pago del refuerzo alimentario de la Anses

En los primeros tres días de apertura del sistema, hubo un promedio de aprobación de 260 mil personas diarias. Sin embargo, en los ocho días que sucedieron, el ratio de aprobación descendió a 12.500 aprobados diarios. 

14 de noviembre, 2022 | 00.05

Este lunes comenzará el pago del refuerzo alimentario para adultos sin ingresos. Desde la Anses no informaron la cantidad de inscriptos parcial ni tampoco el total de intentos para aplicar, pero hasta el último corte había 900.000 personas aprobadas, lo cual denota que el ritmo de altas en el sistema se redujo en los últimos días. La exhaustividad del control por parte del Estado también demuestra un principio de maximización de los recursos en tiempos de disciplina fiscal. 

Según pudo saber El Destape, quienes fueron habilitados hasta el 7 de noviembre inclusive cobrarán la primera cuota de 22.500 pesos, según terminación de DNI, en la cuenta bancaria declarada en el aplicativo. El Gobierno creó el Refuerzo Alimentario para Adultos por 45.000 pesos, destinado a "personas en situación de extrema vulnerabilidad", por lo que la segunda cuota se pagará en diciembre.

De momento, la inscripción continúa abierta para todas las personas que aún no llegaron a completarla y no hay indicios sobre el cierre. Como se encuentra abierta, el análisis de los datos socioeconómicos de cada aplicante demandará un tiempo que sobrepasará el inicio de cobro y a los últimos aprobados se les abonará de forma completa en diciembre.  

Este proyecto lo hacemos en grupo. Sostené a El Destape con un click acá. Sigamos haciendo historia.

SUSCRIBITE A EL DESTAPE

Inyectar dinero cuidando la billetera

Las enormes filas en las unidades de Anses se multiplicaron en la calle. En principio, los equipos técnicos del Gobierno esperaban que la suma extraordinaria alcanzaría a una cifra cercana al millón de personas, que será abonada con ingresos provenientes de la recaudación vía "dólar soja". El anuncio oficial sobre la medida difirió de los trascendidos previos, que hablaban solamente del cobro de un plan social como factor excluyente. Sin embargo, la exhaustividad del control por parte del Estado desnuda el principio de maximización de los recursos en tiempos de disciplina fiscal.

Hasta los primeros días de noviembre, fueron aprobadas alrededor de 900.000 personas para el cobro del Refuerzo Alimentario. El 26 de octubre, cerca de 800.000 habían sido dadas de alta, por lo que la frecuencia de aprobación se redujo drásticamente durante los ocho días posteriores.

En los primeros tres días de apertura del sistema, hubo un promedio de aprobación de 260 mil personas diarias. Sin embargo, en los ocho días que sucedieron, el ratio de aprobación descendió a 12.500 aprobados diarios. 

Según los últimos datos disponibles, el umbral de la indigencia a nivel individual es de $ 18.360 y para un grupo familiar de cuatro personas es de $ 56.732. De acuerdo al Indec, 2,6 millones de personas están en situación de indigencia. Por lo pronto, cientos de miles de personas se quedarán afuera del cobro del bono, mientras los alimentos no paran de subir.

Un relevamiento de los 57 productos de la Canasta Básica de Alimentos (CBA) que realiza el Instituto de Investigación Social, Económica y Política (ISEPCi) en 900 comercios de cercanía ubicados en 20 distritos del conurbano bonaerense, en octubre el aumento de precios fue del 7,74%. Así, una familia promedio compuesta por cuatro personas requirió $ 59.443,67 para adquirir sus alimentos indispensables. O sea, necesitó agregar $ 4.271 más a su presupuesto para adquirir los mismos productos que en septiembre y evitar caer por debajo de la línea de indigencia.

En octubre del año anterior, la misma CBA valía $ 29.515,34, pero doce meses después subió más del doble: 101,40%, llegando a los $ 59.443,63. Si desagregamos los incrementos por rubro, las frutas y verduras siguen encabezando todos los rankings: sólo en octubre subieron 19,72%, mientras que aumentaron 158% desde octubre 2021. Los productos que habitualmente se adquieren en el almacén en octubre subieron respectivamente 7,55% y 103,45%, mientras que las carnes se incrementaron 1,21% el mes pasado y 72,89% desde hace un año.

En lo que va de 2022, el valor de la CBA subió 86,64%, con una fuerte aceleración en los últimos cuatro meses. En octubre, la canasta costó $ 27.593,68 más que en diciembre del año anterior, con la particularidad de que en los últimos cuatro meses la suba fue mayor que en todo el primer semestre.

LA FERIA DE EL DESTAPE ►