La hija del chofer de River que murió por COVID destrozó al club: "Nadie se comunicó"

Paula Insúa, la hija de Gustavo que murió por COVID, reveló que "se contagió cuando fue a buscar al equipo que volvió de Colombia" y que el conductor de 58 años era hipertenso.

26 de mayo, 2021 | 19.09

El coronavirus sigue castigando muy fuerte a la Argentina y el fútbol no es la excepción, ya que este miércoles al mediodía murió a los 58 años uno de los choferes del plantel profesional de River, Gustavo Insúa, quien presentó síntomas luego de trasladar al equipo en el Superclásico. Su hija Paula dialogó con Clarín y reveló que "se contagió cuando fue a buscar al equipo que volvió de Colombia".

Ella se refirió al regreso del "Millonario" desde Barranquilla luego de haber enfrentado a Junior el pasado miércoles 12 de mayo por la cuarta fecha del Grupo D de la Copa Libertadores, en el partido que terminó 1-1. Además, detalló que era hipertenso y había recibido la primera dosis de la vacuna "pocos días antes" de dar positivo.

"Se iban rotando (los choferes), pero él fue el que más acompañó a River. Yo creo que se contagió el 13 de mayo, cuando fue a buscar al plantel al aeropuerto de Ezeiza y lo trasladó al predio (River Camp). Enseguida saltó la noticia de que había 10 casos y después ya eran 15...", agregó.

Paula Insúa aseguró que "el viernes (14 de mayo) se hizo el hisopado para ver si podía ir a la ´Bombonera´, para el partido contra Boca, y le dio positivo". Al mismo tiempo, describió que "vino a casa y tenía fiebre, se sentía cansado y le faltaba el oxígeno. Todavía nadie (del club) se comunicó con nosotros, aunque sí desde la empresa donde trabajó (Vía Bariloche)". Además, sus allegados dijeron que que "no hubo ni hay casos de Covid en la familia".

Por otro lado, en la entrevista con Radio Rivadavia (AM 630), profundizó: "Estaba intubado, en terapia intensiva, y nos decían que su estado era crítico aunque habían logrado bajarle la fiebre. Nunca pensamos que podía pasar esto. Recién entré a verlo para despedirme de él después de una semana sin poder hacerlo... Estuvo varios días con pocos síntomas, sólo fiebre y cansancio, pero ya a mitad de semana empezó a desmejorar y el jueves lo internamos en el Hospital de Trauma de la zona de Grand Bourg (Provincia de Buenos Aires)”.

“El jueves a la tarde ingresó a la clínica y a la noche me informaron que tenían que intubarlo porque había desmejorado. Lo indujeron al coma y tuvo sus días de mejora, pero el cuerpo no resistió”, completó casi entre lágrimas.

El COVID en River

Más allá de Gustavo Insúa, de una parte del personal de seguridad de la institución y también de algunos miembros del área de cocina, fueron 21 los jugadores que dieron positivo: Franco Armani, Enrique Bologna, Germán Lux, Franco Petroli (arqueros); Gonzalo Montiel, Alex Vigo, Robert Rojas, Paulo Díaz, Fabrizio Angileri (defensores); Nicolás De La Cruz, Bruno Zuculini, Leonardo Ponzio, Agustín Palavecino, Tomás Castro Ponce, Benjamín Rollheiser, Santiago Simón y José Paradela (mediocampistas); Rafael Santos Borré, Matías Suárez, Lucas Beltrán y Federico Girotti (delanteros). 

LA FERIA DE EL DESTAPE ►