Cambio de hábitos y conductas: cómo será el consumo postpandemia

Se evidencia la responsabilidad social, la atención a los gastos y una adicción a los celulares.

20 de febrero, 2021 | 16.03

La responsabilidad social, el cuidado de los recursos naturales, la atención especial a los gastos y una nueva búsqueda del bienestar, además de un uso excesivo de los dispositivos móviles, son algunas de las características del consumidor post Covid, según un estudio de Kantar.

Operación Olivos: la investigación de El Destape que sacude al macrismo


En su informe Perspectivas 2021, Kantar sostiene que las marcas pueden mostrarse cercanas y convenientes sin afectar la rentabilidad ni el valor que brindan o cómo adaptar la oferta de productos y experiencias a los nuevos hábitos saludables con iniciativas de sustentabilidad genuinas.

El trabajo que fue difundido por la agencia estatal Télam señala que muchos engranajes de la economía estuvieron frenados durante 2020 y que ponerlos en funcionamiento no será sencillo; más allá de una recuperación del nivel de actividad, los aumentos de precios afectan a los ingresos de las familias y eso obliga a repensar de manera integral los gastos de los hogares.

El 95% de los consumidores argentinos presta mucha atención al precio de los productos que compra y a las promociones, compara y analiza con un mayor grado de información y planificación, afirmó Kantar.

"Los argentinos siempre fuimos muy sensibles a los precios, verdaderos estrategas al momento de decidir nuestras compras; pero la pandemia acentuó esta característica, de manera tal que un tercio de la gente está más atenta que antes a los valores de las góndolas”, afirmó Sebastian Corzo, Marketing & Business Development Leader.

Asimismo, el comercio electrónico creció en un par de meses lo que le podría haber llevado años. Gracias a las ventajas en términos de seguridad y ahorro de tiempo, el usuario comenzó a hacer todo tipo de transacción a través de la pantallas.


Un 42% indica que, a partir de la pandemia, hace más compras o contrata servicios desde su teléfono celular, mientras que 45% hace más cursos o ve tutoriales a través del dispositivo móvil que antes del Covid-19.

Por otra parte, durante 2020 se descubrieron muchas pequeñas acciones en la vida cotidiana para no dejar una huella negativa en el entorno: separación de residuos, ahorro de energía y agua, priorización de empaques de material reciclado, adopción de medios de transporte no contaminantes, alimentación orgánica y huertas en casa, entre otros.

Aunque 33% declara que nunca separa los residuos reciclables, 24% lo hace más que antes de la pandemia y tres de cada cuatro argentinos cree que sus decisiones pueden ayudar a modificar el entorno.

Asimismo, los consumidores se volverán más exigentes con las empresas e instituciones y pondrán la lupa sobre sus acciones, sabiendo que cuentan con los medios para viralizar historias negativas.

La sustentabilidad no se limita solamente al tema ambiental: el impacto de las empresas en la sociedad se verá en el genuino cuidado de los eslabones pequeños de la cadena de valor, los empleados y las diversas minorías.

El 84% de los argentinos prefiere comprarle a empresas y comercios que tratan bien a sus empleados (20% lo hace más que antes de la pandemia) y 61% piensa que las empresas deben ponerse al frente del cuidado del medio ambiente y la comunidad, según el informe.

De la mano de las nuevas generaciones, se van imponiendo nuevos hábitos saludables que buscan el bienestar desde una mirada más integradora: El boom de las ventas de bicicletas da cuenta de un crecimiento de la movilidad sustentable, y crece la preocupación por el origen de los alimentos y sus componentes, las actividades deportivas suman adeptos regulares y la meditación se convierte en algo más que una moda pasajera.

Un 33% limita el consumo de alimentos procesados o artificiales; 34% realiza actividad física y/o practica deportes y 42% dedica tiempo a meditación, relajación o terapia.

LA FERIA DE EL DESTAPE ►