Los informes falsos de la AFI macrista para involucrar a Rodolfo Tailhade en el caso D'Alessio

Intentaron colocar al diputado nacional como jefe de una banda de extorsionadores integrada por Marcelo D'Alessio con el fin de involucrarlo en causas judiciales y pinchar su teléfono.

25 de julio, 2020 | 18.37

La Agencia Federal de Inteligencia macrista, investigada por tareas ilegales, armó informes falsos para intentar colocar al diputado nacional Rodolfo Tailhade como jefe de una banda de extorsionadores que integraba el falso abogado y espía, Marcelo D'Alessio. Los documentos fueron confeccionados en 2019 y la documentación probatoria llegó el viernes a la Comisión Bicameral de Inteligencia.

Los negocios de Santa María con Clarín y Cambiemos

Los documentos oficiales, enviados por la actual conducción de la AFI, se conocieron días después de que un agente de inteligencia confirmara, ante la Bicameral, que había elaborado informes falsos para involucrar al diputado en causas judiciales e intervenir su teléfono, siempre a pedido de las autoridades de la exSIDE, por entonces manejada por Gustavo Arribas y Silvia Majdalani.

El material incluye un gráfico de vinculaciones de una actividad de inteligencia de agentes, exagentes y abogados, al frente de la cual se colocó al diputado. La Bicameral también recibió un escrito firmado por Arribas, y otro por la subdirectora Majdalani; informes de la dirección operacional de Contrainteligencia; y un oficio elevado al juzgado federal a cargo de Rodolfo Canicoba Corral, entre otros papeles.



Las fechas de los documentos son contemporáneas a la denuncia penal que Majdalani presentó contra el diputado Tailhade, y a la visita de los dos principales responsables de la AFI macrista a la Bicameral de Inteligencia, en abril de 2019. En esa reunión, la "señora 8" le dijo al diputado que el exagente Rolando Barreiro, detenido en la causa D’Alessio, “trabajaba con usted”, y negó que se hicieran tareas de inteligencia en su contra.

“¿Sabe lo que pasa Tailhade? Yo no lo sigo a usted, ni lo espío”, consta en la taquigráfica de la reunión. Vale recordar que el diputado es uno de los dirigentes espiados, cuya casilla de correo electrónico fue intrusada por la AFI conducida por Arribas y Majdalani, según consta en una causa que tramita en el juzgado de Marcelo Martínez de Giorgi.

La exSIDE es investigada por pinchar correos electrónicos de más de 80 dirigentes políticos, periodistas e intelectuales durante el Gobierno de Mauricio Macri, por haber confeccionado fichas de inteligencia de los comunicadores que cubrieron la cumbre del G20 en la Ciudad de Buenos Aires, por haber espiado ilegalmente a Cristina Kirchner en el Instituto Patria y su domicilio y por haber conformado una red de espionaje político ilegal. Además, la documentación encontrada en las oficinas de Arribas indica su participación en la Mesa Judicial PRO, destinada al armado de causas.

LA FERIA DE EL DESTAPE ►