Cafiero: "La OEA nunca más debe legitimar procesos de desestabilización"

En el marco de la IX Cumbre de las Américas que se desarrolla en Los Ángeles (Estados Unidos), el canciller argentino afirmó que no se debe repetir un hecho como el golpe de estado en Bolivia ocurrido en 2019.

08 de junio, 2022 | 17.49

En el marco de la IX Cumbre de las Américas que se desarrolla en Los Ángeles (Estados Unidos), el canciller Santiago Cafiero afirmó este martes que la Organización de Estados Americanos (OEA) "nunca más debe legitimar procesos de desestabilización", en referencia al golpe de estado en Bolivia ocurrido en 2019.

Cafiero participó hoy de la reunión de ministros de Relaciones Exteriores, donde se ultimaron detalles de los documentos que posteriormente firmarán las y los Jefes de Estado y de Gobierno, entre ellos el presidente argentino, Alberto Fernández.

Durante el encuentro, presidido por el secretario de Estado de los Estados Unidos, Antony Blinken, los cancilleres debatieron sobre los cinco Proyectos de Compromiso Político propuestos por el país anfitrión: Plan de Acción Interamericano sobre Gobernabilidad Democrática; Nuestro futuro verde y sostenible; Plan de Acción sobre Salud y Resiliencia en las Américas; Programa Regional para la Transformación Digital; y Acelerando la Transición hacia la Energía Limpia. Por otra parte se han sumado dos iniciativas adicionales: Proyecto de  Declaración de Los Ángeles sobre Migración y Protección y Proyecto de "Declaración de la IX Cumbre de las Américas sobre Buenas Prácticas Regulatorias”.

En el discurso brindado ante sus pares de la región, Cafiero, enfatizó que “si las instituciones que están llamadas a promover la integración, el desarrollo y el diálogo, equivocan el camino, debemos alzar la voz. La OEA nunca más debe legitimar procesos de desestabilización, no debe verse involucrada en un golpe de Estado como recientemente sucedió en Bolivia, debemos dejar atrás esas tristes páginas de la historia”.

En ese sentido, subrayó: “Repartir sanciones y bloqueos van en la dirección contraria a la búsqueda de herramientas efectivas para combatir la desigualdad. Si no somos nosotros, si no son estos ámbitos los encargados de dar respuesta, de resolver injusticias que se prolongan en el tiempo, entonces para qué estamos”.  “Nadie puede pretender el imperialismo del pensamiento único, y justamente, repartir sanciones”, destacó el titular del Palacio San Martín.

Al final de su participación, el jefe de la diplomacia argentina afirmó: “La equidad es, más que nunca, la base de la estabilidad política, de la democracia profunda y de la armonía en las relaciones internacionales. Por esto, el compromiso sobre gobernabilidad democrática que se ha trabajado en esta cumbre no podrá alcanzarse si persisten las sanciones y medidas unilaterales que aún se llevan adelante en nuestra región, aunque los hechos vislumbran que han fracasado y solo han generado sufrimiento en la población”.

Junto al canciller Cafiero estuvieron presentes el jefe de Asesores de Presidencia, Juan Manuel Olmos, la jefa de Gabinete de Cancillería, Luciana Tito; el subsecretario de Asuntos de América Latina, Gustavo Martínez Pandiani y el embajador argentino en OEA, Carlos Raimundi.

LA FERIA DE EL DESTAPE ►