Resumen de la semana: la suelta de esclavos de Gerardo Morales y Macri en modo "Luis Brandoni"

Además: la extorsión a Daniel Vila, la investigación de Marijuan y una política de Estado para nuestros reaccionarios: tratar la votante de planero. 

23 de septiembre, 2019 | 11.58

Termina otra semana trepidante en la que no tuvimos lluvia de inversiones pero tampoco Pobreza Cero, es decir, una de cal y otra de arena. Además, como bien lo explicó Mauricio Macri durante su visita en las tierras del imperio de Ledesma: “Sé que a muchos todavía no les llega ese impulso (el crecimiento), que no lo ven en su bolsillo o en la mesa de todos los días, y los escucho eh, los escucho” y, como todos sabemos, lo relevante en política es escuchar. El crecimiento va y viene.

El todavía Presidente fue recibido por su alteza imperial Gerardo I, visir de la Puna, mariscal del Altiplano, marqués de Ledesma, león de Tilcara, maharajá del Potosí, califa de Humahuaca, zar de los Siete Colores, Protector de la Justicia, Martillo de Herejes, Orgullo Radical y Azote de Dios, quien organizó una simpática suelta de esclavos en honor a su ilustre visitante. Ambos recorrieron las mazmorras de Alto Comedero, un complejo penitenciario recientemente renovado que cuenta con instrumentos de última generación como garrotes, potros, horcas y aplastapulgares, implementados luego sobre algunos opositores para solaz de los dignatarios.  

Este contenido se hizo gracias al apoyo de la comunidad de El Destape. Sumate. Sigamos haciendo historia.

SUSCRIBITE A EL DESTAPE

Daniel Vila, presidente del Grupo América, confesó frente a un azorado Alejandro Fantino que Mauricio Macri “mandó al ministro Aguad a meterme una denuncia penal” para presionarlo a favor del Grupo Clarín. Por suerte, Macri no es kirchnerista, por lo que dicha denuncia no equivale a una sentencia firme contra él. Por otro lado, Vila no tomó la precaución de quemar el tape de la entrevista con Fantino en la parrilla del ex chofer Centeno, lo que le quita valor probatorio. Además, como bien lo señala la doctrina Irurzun, sólo los ex gobernantes tienen el poder de extorsionar o accionar sobre la Justicia y, Macri sigue siendo presidente, aunque a veces lo olvidemos.

De todas formas, el fiscal Marijuan, conocido por excavar la Patagonia en busca de un PBI enterrado, pidió investigar la denuncia de Vila. Quien sabe, tal vez nos enteremos que en realidad Vila es de La Cámpora e incluso fiestero y fan del Indio. Por su lado, Laurita Alonso habría afirmado que técnicamente no es delito y que la extorsión es algo muy común en el mundo empresarial.  

Desde su cuenta de twitter, el Presidente alentó a sus seguidores a apoyarlo. De aquel “líder de otra galaxia” que tenía “algo de Nelson Mandela” y era nuestro “Konrad Adenauer”, Macri pasó a organizar marchas en su apoyo junto a Alfredo Casero y Luis Brandoni. La realidad es impiadosa.

Luego del breve lapso de dos elecciones ganadas, en el que saludaron el sentido cívico de las mayorías, nuestros reaccionarios vuelven a tratar al electorado mayoritario de planero, descerebrado, intolerante y antidemocrático por no votar como ellos esperan. “Somos los que respetamos a los que piensan diferente, no como ustedes que son autoritarios por no pensar como nosotros”, parecen explicar estos entusiastas de la democracia y coso.

Todo lo que quieran pero ya no le tenemos miedo al censista.

Imagen: Su alteza imperial Gerardo I, visir de la Puna y maharajá del Potosí, posa con el turbante al Orgullo Radical (cortesía Fundación LED para el Desarrollo de la Fundación LED).

LA FERIA DE EL DESTAPE ►