Resumen de la semana: de la benevolencia de Jeanine I a la "masacre" a los acreedores privados

El golpismo muestra que tiene una verdadera política de largo plazo, mientras Gerardo Morales le exige a sus jueces que aclaren que son independientes. 

25 de febrero, 2020 | 11.08
De la benevolencia de Jeanine I a la "masacre" a los acreedores | Resumen de la semana

El Tribunal Supremo Electoral de Bolivia rechazó la candidatura a senador de Evo Morales. Con fino humor argumentó que el presidente depuesto no cumple con el requisito de residir en el país desde hace 2 años. Un argumento similar al que impidió a Juan D. Perón ser candidato en las elecciones de marzo de 1973 ya que, como Evo, había tomado la precaución de proteger su vida optando por el exilio. Lo que prueba la notable continuidad argumental del golpismo regional, una verdadera política de largo plazo.

Por su lado y como prueba de buena voluntad, Jeanine I, Emperatriz del Beni, Terror de los ateos, marquesa de Potosí, Defensora de las Santos Evangelios, Tigresa de los Llanos, Zarina de Cochabamba, Patrona de la Justicia, Hoguera de los agnósticos y Presidenta autoproclamada del Séptimo Día, desistió de exigir el fusilamiento sumario del mandatario depuesto. Esperemos que ese gesto republicano sea valorado en su justa medida por la comunidad internacional. 

El senador Guillermo Snopek presentó un proyecto de ley que pide la intervención federal del Poder Judicial jujeño al considerar que allí “hay una connivencia absoluta con el gobernador Gerardo Morales y la Legislatura provincial”. Desde el imperio de Ledesma surgió una voz republicana en contra de esa iniciativa chavisto-polpotiana: "¡Mis jueces son independientes, carajo!" bramó Gerardo I, visir de la Puna, maharajá del Potosí, marqués de Ledesma, León de Tilcara, Zar de los Siete colores, Apostol de la Paz, sultán de Tumbaya, califa de Humahuaca, Martillo de Herejes, Protector de la Justicia, Orgullo Radical y Azote de Dios. Para probarlo, exigió que los miembros del Superior Tribunal de Justicia, corte que el visir de la Puna amplió con diputados que votaron la ampliación, confirmaran su autonomía al grito de “¡Somos independientes de su graciosa majestad!”, lo que terminó de convencer aún a los más escépticos.

Hace unos días, durante la presentación de Sinceramente en La Habana, CFK explicó que la deuda heredada del mejor equipo de los últimos 50 kalpas era impagable. Esa declaración generó un cierto frenesí entre nuestros economistas serios, quienes la acusaron de complicar la futura negociación con los acreedores e incluso de buscar marcarle la agenda a Alberto Fernández. Pero Alberto apoyó esa opinión, del mismo modo que lo hizo el ministro Martín Guzmán en su presentación ante el Congreso, esa que según Carlos Melconian fue de cabotaje. 

Esta semana, el FMI- retomando la apreciación de CFK, Alberto y Martín Guzmán- opinó que la deuda, normal hasta hace unos pocos meses, es ahora insostenible e incluso abogó por una quita significativa de los acreedores. Sin duda un gran éxito del equipo económico.

Ese apoyo de un organismo hasta ayer tan respetado no calmó a nuestros economistas serios. Para Miguel Boggiano, por ejemplo, conocido terraplanista político que suele brillar en los programas en los que varios panelistas intentan transformar un montón de ignorancias en alguna certeza, el Fondo busca “masacrar a los privados”. Al parecer, los jubilados o asalariados que Boggiano y sus amigos siempre piden desfinanciar no serían privados. 

Por su lado, Juan Llach, ex ministro de Fernando De la Rúa el Breve y padre de Lucas +-2% Llach, afirmó que el FMI “le soltó la mano a Macri”, algo bastante asombroso, teniendo en cuenta que el organismo le dio el préstamo más grande de su historia en el plazo más exiguo. Para concluir esa Rogel de asombros, Luis Caputo, el recordado Toto de la Champions, culpó de la debacle al acuerdo con el Fondo mientras todavía resonaban las palabras de Macri, culpando de la deuda impagable a sus ministros.  

Como solía decir Marcos Peña, el Kennedy argentino: “Muchachos, háganse cargo”. 

Imagen: Dos oficiales de La Cámpora prueban el nuevo dispositivo del INVAP para controlar mentes (cortesía Fundación LED para el tratamiento de la Fundacuión LED)  

Este contenido se hizo gracias al apoyo de la comunidad de El Destape. Sumate. Sigamos haciendo historia.

SUSCRIBITE A EL DESTAPE

¿Querés recibir notificaciones de alertas?