Proponen medidas para asistir a personas en situación de calle ante el coronavirus

Hay más de siete mil personas en estas condiciones en la Ciudad y proponen medidas para asistirlas ante la pandemia.

19 de marzo, 2020 | 18.32

Ante la pandemia del Covid-19, legisladores porteños del Frente de Todos presentaron un proyecto con propuestas para asistir a la población en situación de calle en la Ciudad de Buenos Aires, más de siete mil personas en estado de extrema vulnerabilidad ante la enfermedad. El texto la emergencia por un plazo de un año a los servicios socio-asistenciales y la puesta en marcha de diversos programas y servicios para contener al sector.

VIDAL en salud: ABANDONO TOTAL

El texto propone la puesta en marcha y fortalecimiento de programas y dispositivos como el ‘’operativo frío’’, se estipula la ampliación, apertura y mantenimiento de lugares de alojamiento todos los días durante toda la jornada con personal de enfermería capacitado para detectar los síntomas del virus.

Tal medida también requiere de la provisión de elementos de higiene, profilaxis y material informativo y la apertura de los polideportivos Pereyra, Parque Avellaneda y Parque Chacabuco para la contención.

Según el proyecto, la prioridad para el ingreso a los alojamientos y programas estará concentrada en personas mayores de 60, personas con discapacidad, personas embarazadas,  personas con alguna enfermedad cardíaca, respiratoria, diabetes o alguna insuficiencia de salud, niñas, niños y adolescentes.

Los más de siete mil ciudadanos en situación de calle también podrían contar, en caso de tratarse y aprobarse el proyecto, con la ampliación de móviles con personal de enfermería, tiendas de campaña, provisión de alimentos y agua, elementos de higiene personal, y material informativo sobre el Covid-19.

Se propuso el aumento en la disponibilidad del servicio del SAME, mecanismos efectivos para la reserva de camas en hospitales, vacunación antigripal móvil, una suba del 100% en el subsidio habitacional y la suspensión de desalojos.

Los inmuebles públicos de dominio privado que estén ociosos deberán, según el texto, ser acondicionados para usarse como alojamiento y los agentes que realicen las tareas socio sanitarias deberán tener una adecuada remuneración por las mismas con jornadas de trabajo de nueve horas y el pago extra en caso de superarlas.

Según el último censo popular, hay 7.251 personas en situación de calle en la ciudad, de las cuales 5.412 no tienen acceso a paradores ni establecimientos con convenio con el Gobierno porteño y casi el 40% tiene problemas de salud.

La iniciativa fue firmada por Cecilia Segura, Laura Velasco, Victoria Montenegro, María Bielli y Manuel Socías, y establece la emergencia por un plazo de un año a los servicios socio-asistenciales dirigidos a personas en situación de calle y riesgo de situación de calle.

 

SOSTENÉ A EL DESTAPE ►